La llegada de indocumentados en la frontera México-EEUU se duplicó en enero

Las 78,323 personas registradas en enero es la cifra más alta en un mes de enero desde al menos 2012.

En los cuatro primeros meses del período fiscal 2021 la cifra ha ido aumentando desde las 71,922 detenciones en octubre a las 78,323 de enero.
En los cuatro primeros meses del período fiscal 2021 la cifra ha ido aumentando desde las 71,922 detenciones en octubre a las 78,323 de enero.

Washington, Estados Unidos

Las autoridades migratorias de Estados Unidos detuvieron o consideraron inadmisibles en enero pasado a 78,323 inmigrantes indocumentados en la frontera sur, un incremento del 114 % sobre la cifra de enero del año pasado (36,585), informó la Oficina de Aduanas y Protección de Fronteras (CBP).

La agencia indicó que desde comienzos de 2020 ha encarado un número creciente de personas que intentan cruzar la frontera sur con un promedio de 3,000 arrestos en enero de este año.

Las 78,323 personas registradas en enero es la cifra más alta en un mes de enero desde al menos 2012 y supone el undécimo mes consecutivo en el que suben los “encuentros” de indocumentados con agentes fronterizos.

LEA: AMLO asegura que México protege a migrantes pese a masacre en Tamaulipas

“Continuamos desempeñando de forma vigilante nuestra misión de proteger nuestras fronteras y de realzar la prosperidad económica de la nación facilitando el comercio libre y los viajes”, señaló Troy Miller, director interino de CBP.

El aumento con respecto al mes anterior fue del 6 %, indicó CBP, que indicó que 62,367 de las expulsiones fueron producto de la aplicación del Título 42, normativa establecida por la Casa Blanca en marzo de 2020 que le permite a CBP expulsar extranjeros que buscaban asilo en la frontera con la pandemia como argumento.

“Ahora no es el momento de venir y la gran mayoría de las personas serán rechazadas”, afirmó este miércoles la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, durante su rueda de prensa diaria.

La funcionaria aseguró que esta situación se debe a la pandemia del coronavirus y al hecho de que la Administración del presidente Joe Biden, que asumió el poder el pasado 20 de enero, no ha tenido el tiempo para poner en marcha un “proceso integral y humano para procesar a las personas que llegan a la frontera”.

ADEMÁS: EEUU advierte a inmigrantes con deportación ante crisis fronteriza

En todo el período fiscal 2020, que concluyó en septiembre pasado, las autoridades estadounidenses detuvieron en la frontera sur un total de 458,088 personas que habían ingresado ilegalmente al país.

En tan solo los cuatro primeros meses del período fiscal 2021 las capturas suman 296,259, según los datos de CBP.

Esta cifra incluye a 254,324 adultos que llegaron solos a la frontera, 21,263 unidades familiares, y 20.278 menores de edad sin acompañamiento de adultos.

En los cuatro primeros meses del período fiscal 2021 la cifra ha ido aumentando desde las 71,922 detenciones en octubre a las 78,323 de enero.

“Si bien CBP sigue experimentando un incremento en los intentos mensuales de cruce de frontera como ocurriera en abril del año pasado, el incremento parece ocurrir en una pequeña fracción de sitios a lo largo de la frontera sudoeste, lo cual es coherente con las tendencias de años recientes”, indicó Miller.

PUEDE LEER: Llegada de familias hondureñas a EEUU crea primera crisis fronteriza para Biden

La agencia, añadió el comunicado, cree que este incremento responde a varios factores incluidos el crimen la inestabilidad en los países de origen de los migrantes que han sido exacerbados por la pandemia de la covid-19 y “percepciones desacertadas de los cambios en las políticas de inmigración y protección de frontera” de EE.UU.

Ante este panorama, el Gobierno federal ya anunció de la apertura de dos centros para procesar a estos inmigrantes en Texas, donde se está registrando el mayor aumento de interceptaciones de inmigrantes.

La Prensa