Más noticias

Rescatan a 45 migrantes hondureños secuestrados en México

Los migrantes fueron liberados en Nuevo León tras una denuncia del cónsul guatemalteco.

En el grupo de migrantes secuestrados se encontraban 14 niños, informaron las autoridades mexicanas./EFE.
En el grupo de migrantes secuestrados se encontraban 14 niños, informaron las autoridades mexicanas./EFE.

Ciudad de México.

La Policía Federal de México liberó a 50 migrantes centroamericanos secuestrados en un domicilio del norteño estado de Nuevo León, gracias a una petición de apoyo del vicecónsul guatemalteco tras recibir alerta de sus familias en Estados Unidos, informó este martes la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC).

En el domicilio, se liberaron 45 hondureños, dos salvadoreños y tres guatemaltecos; en el grupo hay 14 menores de edad, indicó la Secretaría en un comunicado de prensa.

El vicecónsul de Guatemala en Nuevo León mantuvo comunicación con familiares en Estados Unidos de tres guatemaltecos que estaban entre los migrantes secuestrados y por quienes sus captores exigían el pago de un rescate, y solicitó apoyo a las autoridades, indicó la Secretaría.



Tras de recibir la denuncia del diplomático, se hizo trabajo de inteligencia para ubicar el domicilio en Guadalupe, municipio de Nuevo León, y se desplegó al sitio a un grupo especializado, con el objetivo de privilegiar la seguridad de los migrantes.

Vea: EEUU envía a más de 10,000 migrantes a esperar asilo en México

La policía mexicana les dio auxilio a los migrantes en manejo de crisis y le informó al Instituto Nacional de Migración y a la Fiscalía General de la República (FGR) "con el fin de brindar asistencia consular y dar seguimiento a las investigaciones que correspondan".

En la frontera sur de México con Guatemala, el Instituto Nacional de Migración (INM) acusó a migrantes africanos y haitianos de impedir el funcionamiento normal de la estación migratoria Siglo XXI de Tapachula, tras las denuncia de que la policía arremetió contra ellos para intentar desalojarlos de los alrededores del lugar.