Más noticias

Temor a redadas vuelve a rondar en comunidades inmigrantes de EEUU  

El ICE se prepara para la masiva deportación de inmigrantes anunciada por Trump.

Las redadas contra inmigrantes iniciarán este domingo, anunció ICE./
Las redadas contra inmigrantes iniciarán este domingo, anunció ICE./

Washington, Estados Unidos.

La amenaza del inicio el domingo de redadas masivas de indocumentados en Estados Unidos revivió este jueves el temor entre las comunidades de inmigrantes, mientras los demócratas calificaron de "brutales" estas acciones y advirtieron de que separarán "a muchas familias".

Un día después de que las autoridades estadounidenses confirmaran un leve descenso en la detención de inmigrantes en la frontera, del que se puede inferir un retroceso en el paso de indocumentados, medios de comunicación locales informaron del comienzo a partir del domingo de las temidas operaciones.

La primera parte de las redadas está enfocadas en detener a 2,000 personas en al menos 10 ciudades y podría incluir "deportaciones colaterales", lo que significa que quienes estén en el lugar con los inmigrantes buscados también serán aprehendidos por los agentes.



El Servicio de Deportación ya tiene las órdenes judiciales, lo que permite que el proceso de deportación sea expedito. Muchas de las personas en cuestión llevan décadas viviendo en Estados Unidos, donde han construido sus familias.

Ken Cuccinelli, el director interino de la Oficina de Servicios de Ciudadanía e Inmigración en la Casa Blanca, dijo el miércoles que el organismo está autorizado a expulsar a cerca de un millón de personas, pero admitió que no hay recursos humanos ni capacidades logísticas para ejecutar todas estas operaciones.

"Van a ocurrir seguro. Hay aproximadamente un millón de personas en este país con órdenes de expulsión", confirmó el funcionario, quien señaló que la cantidad de personas detenidas en la frontera cayó en junio con respecto a mayo, pero que Estados Unidos todavía se enfrenta a una "crisis humanitaria mayor".

En junio, Trump anunció que Estados Unidos deportaría a "millones de extranjeros ilegales", en línea con su discurso de lucha contra la inmigración irregular, un eje de su campaña y de su gobierno.



A principios de 2017, anunció un endurecimiento de la política migratoria y en 2018 lanzó su política de "tolerancia cero", que propició que más de 2,300 niños fueran separados de sus padres migrantes.

Desde octubre del año pasado, el presidente se ha referido a las caravanas de migrantes centroamericanos que buscaban llegar a Estados Unidos para huir de la pobreza y de la violencia como una "invasión".

La amenaza de las deportaciones asusta a muchas comunidades en Estados Unidos y muchas asociaciones han distribuido manuales que incluyen instrucciones sobre cómo comportarse si son requeridos por agentes y cuáles son sus derechos.

Vea: Masivas redadas anunciadas por Trump inician el domingo

Según los funcionarios entrevistados por el diario, el objetivo del gobierno es demostrar su fuerza para disuadir a familias que evalúan acercarse a la frontera con México para cruzar a Estados Unidos.

La posibilidad de deportaciones masivas fue nuevamente criticada por la presidenta de la Cámara Baja, la demócrata Nancy Pelosi, quien en junio pasado había abogado por suspender las redadas "sin corazón".

"Estas acciones brutales van a aterrorizar a niños y a muchas familias (...) Las familias deben permanecer unidas; todos en nuestro país tienen derechos. Oramos para que el presidente cambie de opinión", afirmó Pelosi este jueves en una rueda de prensa.

La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, en inglés) reveló el miércoles que en junio fueron detenidos 94,897 migrantes en la frontera con México frente a las 132,887 personas arrestados en mayo, cifra que para un portavoz de esa agencia dan un "cierto alivio" pero no suponen el cese de la "crisis humanitaria" en la zona. AFP y EFE