Tegucigalpa, Honduras.

La Secretaría de Salud, aplicando en el nuevo modelo de gestión, está realizando el proceso de descentralización del Hospital de Occidente y ha puesto sus ojos en la Fundación Camo para que pueda ser este organismo el que administre el centro asistencial.

Justa Urbina, coordinadora de la Unidad de Gestión Descentralizada, es quien está coordinando los trámites requeridos para que la descentralización de servicios de segundo nivel de atención sea una realidad.

“Es complejo administrar el Hospital de Occidente bajo el nuevo modelo de gestión con el presupuesto actual que le asigna la Secretaría de Salud. Los fondos que se asignan a este hospital están en un 60% por debajo de los presupuestos de los hospitales similares como el de Choluteca, Comayagua El Progreso y Puerto Cortés. El presupuesto debería estar arriba del actual para operar sin problemas”, explicó Juan Carlos Elvir, directivo de la Fundación Camo.

El Hospital de Occidente ocupa el tercer lugar por número de camas en Honduras, teniendo la demanda más alta de atención en todo el occidente.

Hospital
El presupuesto es clave para que Camo acepte o no administrar el Hospital de Occidente.


La realidad

Para Camo, la posibilidad de manejar la administración del hospital cabe únicamente si el presupuesto mejora, porque se les delega la administración como entidad gestora, pero no hay fondos.

“La opción es el presupuesto para tomar el reto de administrar el hospital” explicó José Bautista, director de Camo.

Camo ha implementado un plan para introducir algunos programas en el hospital. Y preocupa porque si no se cobran por atenciones, asegura que se tendrían que suspender los atenciones en especializades.

“Sería un retroceso porque este hospital sin fondos no daría atenciones especializadas, y este centro ha tenido un énfasis fuerte en atención infantil y prácticamente se obliga a que se suspendan la atención en ciertas especialidades”, dijo Elvir.

Esta semana Camo definirá la situación del centro.