04/08/2022
09:06 PM

Más noticias

Radiografía: Dos años, la pandemia está lejos de terminar

Tras más de 10,810 muertes y 414,700 contagios, la crisis sanitaria golpeó los cimientos de la economía y provocó que siete de cada diez hondureños sean pobres.

San Pedro Sula, Honduras.

A dos años desde que el nuevo coronavirus, conocido como covid-19, fuera declarado pandemia por la Organización Mundial de la Salud (OMS), aún es demasiado pronto para la bajar la guardia.

Un día antes, el 10 de marzo de 2020, la Secretaría de Salud confirmó los primeros dos casos, de dos mujeres de 42 y 37 años, y ambas procedentes de países europeos.

A nivel mundial, el covid-19 ha suscitado hasta la fecha más de 451 millones de casos y seis millones de muertes, según la Universidad Johns Hopkins.

En Honduras, desde el 25 marzo -cuando se registró el primer fallecido- se han reportado más de 10,810 muertes y 414,700 casos confirmados, según datos recientes de la Secretaría de Salud.

Pero el impacto de la pandemia ha sido mucho más profundo de lo que indican los informes oficiales. Titulares de los organismos internacionales han señalado que la humanidad seguirá notando durante mucho tiempo las consecuencias derivadas del covid en los sistemas de salud, económicos y sociales.

Radiografía: Dos años, la pandemia está lejos de terminar

“Esta es una tragedia de enormes proporciones, y sus efectos se sentirán durante años”, alertó Carissa F. Etienne, directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), al tiempo de pedir a los países que sigan atentos y aprovechar la experiencia de los dos años por si surge una nueva variante o brotes.

“Ahora, después de dos años de pandemia, podemos decir que las medidas de salud pública en el mundo, aunado a las técnicas de biología molecular que llevaron a la comercialización de las vacunas, han surtido el efecto deseado, porque una pandemia como el covid se esperaría que durara más años”, refirió Edwin Herrera, médico genetista.

INDICADORES SOCIALES

La extrema pobreza en Honduras, país con 9.5 millones de habitantes, aumentó alrededor de un 4% en los últimos años, hasta llegar al 45%, debido a la pérdida de puestos de trabajo. La pérdida de empleos y el confinamiento durante varios meses impactó en el nivel de ingresos de la población, lo que provocó que parte de la población en pobreza pasará a extrema pobreza.

10.7% Aumentó la pobreza en Honduras a causa de la pandemia, es decir, de 59.3% en 2019 a 70% en el primer año del covid.

3.9 Millones de personas se encuentran en situación de inseguridad alimentaria en Honduras debido a la pandemia del covid-19.

Honduras ha aplicado más de 10.5 millones de dosis de la vacuna contra el covid-19, de estas, más de cinco millones corresponden a la primera dosis, más de cuatro millones a la segunda y más de un millón a la de refuerzo, esto según datos del Programa Ampliado de Inmunizaciones (PAI).

Escenario

Las irregularidades y los actos de corrupción, como la adquisición de los hospitales móviles, falta de presupuesto para el sector salud, pocas pruebas y el subregistro de casos, han sido algunas de las razones por las cuales la gestión de la pandemia ha sido muy cuestionada.

Sumado a ello, la crisis sanitaria ha golpeado los cimientos de la economía y provocado efectos sociales devastadores en el país.

“La pandemia del covid-19 y los huracanes de 2020 provocaron que siete de cada 10 hondureños estén en condición de pobreza, y de ellos, al menos cuatro en pobreza extrema”, dijo el especialista en modelos de negocio y procesos Efraín Farach.

" “Los resultados de un crecimiento económico son consecuencia de un rebote que deviene de una crisis”. "

En el primer año de la pandemia, Honduras sufrió un período de recesión económica de 9%, y aunque en 2021 se presentaron los primeros indicios de la recuperación, hay muchos desafíos externos que amenazan con frenar el crecimiento tan ansiado.

Según los reportes de organismos internacionales, la economía hondureña creció 11% en 2021 y crecerá 4.4% este año.

“Las diferentes instituciones públicas, autoridades monetarias y fiscales, y por supuesto, muchos de los presidentes del Ejecutivo de los países han presentado que los resultados obtenidos en 2021 y los esperados en 2022 se consideran como hitos históricos, elementos de reconstrucción y transformación productiva, de tal manera que coloca a los países en una dimensión productiva y dan a entender que se ha alcanzado el despegue de cada uno”, dijo Abelardo Medina Bermejo, economista sénior del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (Icefi).

Radiografía: Dos años, la pandemia está lejos de terminar

El analista agregó que, sin embargo, cuando se analizan las diferentes cifras “se puede observar que no es tan cierto lo que nos están trasladando y que muchos de los comentarios que se hacen son simplemente un espejismo”, es decir, que dan la impresión de una mejora, cuando en realidad “simplemente es el rebote normal de la actividad económica”.

En la esfera de la educación, esta emergencia ha dado lugar al cierre masivo de las actividades presenciales de instituciones educativas.

Según informes de la Asociación para una Sociedad Más Justa (ASJ), en 2021 para el 80% de los estudiantes de escuelas públicas de Honduras, la única opción de estudiar es recibir clases presenciales, puesto que carecían de dinero para comprar Internet, teléfonos inteligentes o, incluso, viven en zonas remotas donde no hay energía eléctrica.

La pandemia dejó a más de dos millones de escolares hondureños fuera del sistema escolar, un escenario que obliga a replantear las políticas públicas.