24/06/2024
11:48 PM

'Quiero seguir adelante': niño hondureño que pasó hambre en frontera ingresa a EEUU

  • 25 agosto 2021 /

Anderson Hernández lloró desconsolado relatando que vivió penumbras en la odisea migratoria. EEUU aceptó su solicitud de asilo y ahora residen en ese país.

Redacción.

Anderson Hernández es un niño hondureño de ocho años que cruzó la frontera entre México y Estados Unidos afligido por las penumbras que vivió en el camino. Lloró y fue captado por imágenes de televisoras estadounidenses. Su relato entristeció a la comunidad latina en Estados Unidos.

Ahora, después de ser enviado a México el mes pasado, volvió a pisar territorio estadounidense. Ahora su relato no incluye solo tristeza, sino que esboza una sonrisa, acompañado de su padre.

Puede leer: Gobierno de Honduras define hoja de ruta para erradicar trabajo infantil

A Anderson se le concedió junto a su padre acreditación legal para permanecer en Estados Unidos. 'Vengo aguantando hambre del camino', dijo el menor a la cadena Telemundo cuando recién bajaba de la balsa que lo llevó a través del río Grande, en la frontera entre México y Estados Unidos. El pequeño pasó las debacles del camino migratorio desde Honduras pasando hambre y sed.

'Toditos los días que vengo caminando y aguantando hambre', dijo Anderson cuando un reportero de Telemundo le preguntó lo que había vivido en su odisea migratoria.Sus lágrimas rodando por sus mejillas causaron un sinfín de emociones a nivel internacional.

La madre de Anderson murió ocho meses antes de dar a luz a su hermana. Su padre, Reinaldo Hernández, optó por emprender la carrera migratoria hacia el norte del continente, desamparado y apostando por una nueva vida.

Expulsados

Estados Unidos los expulsó al llegar a territorio de ese país. En México, los hondureños estuvieron instalados en un refugio para migrantes, en Reynosa, Tamaulipas. Allí, otras 3,000 personas vivían casos similares.

Además: 'Renunciará al PSH': Nasralla sobre hermano del 'Teto'

El desesperado padre logró enviar una solicitud a autoridades migratorias estadounidenses. El asilo fue considerado por Estados Unidos y su petición fue posteriormente aceptada, desatando la felicidad del dúo entre padre e hijo.

Alegría

'Eran unas noches largas, largas, esperando una respuesta', describe Reinaldo Hernández a Telemundo. Su insistencia encontró éxito y ahora cumplieron el sueño que se propuso al salir de territorio hondureño vía terrestre.

'Quiero seguir adelante con mis estudios. Ya perdí dos años. Quiero seguir. Quiero ganar medallas y trofeos', expone, elocuente, Anderson al reportero de Telemundo. Ahora residen en Houston, junto a parientes.

Cruzaron la frontera este martes. Ahora no a bordo de una balsa improvisada, sino por el puente fronterizo, entre Texas y Tamaulipas.

FOTOS: 'Mami, cuando llegue nada le faltará': el sueño del migrante hondureño que murió en accidente en EEUU

Los hondureños no perdieron sus sonrisas, con una mochila a mano, donde guardaban sus documentos. En el puente resguardaron los agentes de migración, ahora sin suponer una amenaza que coartara sus anhelos.

CON INFORMACIÓN DE NOTICIAS TELEMUNDO