"

Tegucigalpa, Honduras

El ministro de Seguridad, Julián Pacheco, confirmó la mañana de este jueves que tienen seis órdenes de captura de hondureños solicitados en extradición por Estados Unidos.

'Las que tenemos pendientes y que estamos trabajando y están vigentes las órdenes de captura son seis personas', confirmó Pacheco.

El jefe de Seguridad reveló que 'son gente vinculadas al narcotráfico. No puedo dar nombres, pero sí decir que los que están solicitados y que tiene orden de captura son personas vinculadas al crimen organizado'.

Detalló que 'es cierto, la Secretaría ha recibido el año pasado (2015) alrededor de diez solicitudes de órdenes de captura de las cuales cuatro fueron ejecutadas el año pasado, tenemos seis que están pendientes y estamos trabajando en buscar a estas personas porque mucha de esta gente ya no está en el país'.

También indicó que 'no es fácil ubicar a esta gente porque ellos tienen una estructura que los protege'.

De los 28 solicitados en extradición que confirmó Cancillería, algunos ya fueron enviados a Estados Unidos. 'Hay diez y otros que se han presentado voluntariamente que no han sido capturados en el país, han salido de manera ilegal y han viajado a presentarse allá (EUA), ellos han hecho contacto con abogados en Estados Unidos que les han recomendado presentarse voluntariamente', aseguró el ministro.

La Secretaría de Relaciones Exteriores informó ayer que son 28 las solicitudes de extradición que se han recibido de parte del Gobierno de Estados Unidos.

Depuración policial

Sobre la depuración de la Policía Nacional, dijo que están en un proceso de renovación. 'Hemos elevado los niveles académicos de los nuevos policías, estamos capacitando a los policías antiguos, estamos rotando personas, estamos identificando a aquellos policías que está coludidos con el delito para ponerlos donde deben estar', dijo.

Reiteró: 'Aquí no estamos para contemplar a nadie, ni vamos a estar encubriendo a nadie, no importa de que grado sean ni que nivel estén'.

Recordó que no van a estar tolerando delincuentes en la Policía.


<
"