TEGUCIGALPA.

Las autoridades del hospital Escuela indicaron que debido a que los tratamientos Maiz y Catracho no son basados en evidencia científica, ellos no los aplicarán a los pacientes positivos con COVID-19.

Osmin Tovar, director médico del centro asistencial, manifestó: “Nosotros vamos a implementar tratamientos de sostén adecuado que han demostrado beneficios, por ejemplo, el oxígeno suplementario, la terapia antitrombótica, la pronación, las mascarillas con presión positiva y, en algunos casos, la intubación de algunos pacientes graves”, detalló.

Elsa Palou, exministra de Salud, dijo que los médicos del hospital Escuela si un paciente se muere por COVID-19 y no siguieron el protocolo de atenderlos con Maiz y Catracho, tratamientos aprobados por el Gobierno, corren el riesgo de incurrir en problemas legales.