Juticalpa, Olancho, Honduras.

El presidente de la República, Juan Orlando Hernández, visitó el Centro de Adiestramiento Militar del Ejército (Came).

El objetivo de su presencia en las instalaciones militares fue participar en la graduación de 1,558 nuevos soldados.

“Felicidades, soldados de Honduras, y en nombre del pueblo hondureño me siento orgulloso de nuestras Fuerzas Armadas”, dijo el mandatario.

El titular del Ejecutivo felicitó a las familias de los graduandos por confiar a sus hijos a las Fuerzas Armadas para que sirvan a la nación en las tareas contra la delincuencia y el narcotráfico de la Operación Morazán.

De acuerdo con Hernández, los nuevos efectivos harán un trabajo excelente, profesional, con coraje y valor, pero con solidaridad cuando sea necesario y con respeto a la dignidad de los hondureños. “Quiero que cuando caminen en sus aldeas, en sus colonias, lo hagan con orgullo y con el pecho erguido, pues deben sentirse orgullosos y sus familias e hijos también porque ustedes también son importantes para que los hondureños recuperemos la paz”.

En su intervención, el gobernante felicitó a los jueces, fiscales, policías y militares por su trabajo para proteger a la ciudadanía y pidió acompañarlos en oración.

“En el mes de la patria les pido a todos que portemos con orgullo la bandera de las cinco estrellas para ponerlas en lo alto en sus casas, en las escuelas y en cada vehículo”.