Tegucigalpa, Honduras

El Consejo Nacional Anticorrupción (CNA) denunció ayer martes que las empresas contratadas por el Consejo Nacional Electoral (CNE) presentan irregularidades que ponen en riesgo los comicios generales del próximo 28 de noviembre.

Se trata de las empresas Magic Software Argentina (M.S.A), Comunicaciones Globales, International Technology Group S. A. y Smartmatic International Holding B. V., que, según el ente anticorrupción, poseen antecedentes que ponen en tela de juicio la transparencia y fidelidad de las elecciones generales del 28 de noviembre.

La denuncia, denominada: El dudoso escenario que rodea las contrataciones para el proceso electoral general 2021 en Honduras, ahonda en las irregularidades en el proceso de adjudicación de las contrataciones especiales que realizó el CNE.

El ente electoral contrató dichas empresas para la Transmisión de Resultados Electorales Preliminares (TREP), escrutinio y divulgación de resultados y la identificación biométrica de los electores en las Juntas Receptoras de Votos (JRV).

Grupo MSA

Mediante auditoría investigativa efectuada a las empresas adjudicatarias de dos procesos de contratación del ente electoral, el CNA determinó que la empresa Magic Software Argentina (MSA) ha presentado antecedentes considerados como posibles riesgos técnicos para llevar a cabo el sistema integral de software del TREP, debido a su alta vulnerabilidad frente a terceros.

Comunicaciones Globales

En el caso de Comunicaciones Globales, el informe del organismo anticorrupción señala que es una sociedad mercantil que incumplió con sus obligaciones contractuales con el Estado hondureño en dos ocasiones.

International Technology Group

Según la investigación, esta empresa se encuentra íntimamente relacionada con la empresa Sistemas Abiertos S. A. (SASA); ambas poseen los mismos accionistas.

Smartmatic International Holding B. V.

“La sociedad encargada del proceso biométrico es Smartmatic International Holding B. V. en el pasado fue partícipe de procesos electorales en Venezuela, Italia, El Salvador, Los Estados Unidos, entre otros, en los cuales ofreció un sistema de software que fue altamente cuestionado, debido a que no reunía las condiciones necesarias que aseguraran a la institucionalidad un procedimiento que cumpliera con los requisitos esenciales como seguridad, equidad, accesibilidad y confianza”, concluyó el CNA.

Preocupación

Según el organismo de sociedad civil, los resultados de esta investigación son parte de la relación de hechos que opacan la confianza de la ciudadanía. “El CNE está obligado a implementar un sistema eficiente que brinde a la población hondureña resultados inmediatos, veraces y confiables en el conteo de votos, al igual que un sistema tecnológico con la capacidad de detectar cualquier inconsistencia para garantizar elecciones libres, abiertas y transparentes”, finalizó.