Tegucigalpa, Honduras.

Al menos 600 hondureños son buscados por la Policía Internacional (Interpol), la mayoría por la presunta comisión de asesinatos y homicidios, por lo que les han girado alerta roja a petición de los diferentes juzgados del país.

La Interpol remitió la alerta roja para arresto de esos compatriotas a los 190 países que forman parte de esta organización para que las autoridades de esas naciones procedan a la captura y extradición.

Como parte de sus funciones, la oficina de Interpol de Honduras ha gestionado un cruce de información con autoridades migratorias de diferentes países para encontrar a los prófugos de la justicia.

Para el caso, al Instituto Nacional de Migración de Chiapas, México, se realizaron 3,186 consultas de búsqueda, las cuales dieron como resultado 38 capturas.

Mientras con la Agencia Consular de Yucatán se hicieron 394 requerimientos de información que concluyeron con cinco detenciones y con el delegado de Migración en Guatemala se hicieron 70 solicitudes de información que tuvieron como resultado dos capturas.

Entre otros delitos por los cuales la Interpol busca a hondureños se encuentran la estafa, corrupción, crimen organizado, lavado de activos, trata de personas y delitos contra menores.

De igual manera son buscados por esta agencia internacional compatriotas señalados de incurrir en delitos financieros y cibernéticos (pornografía infantil).

Durante 2015 la Interpol también emitió 120 alertas amarillas, estas son para personas reportadas como desaparecidas.

Leonel Sauceda, portavoz de la Secretaría de Seguridad, declaró que este tipo de alertas se emiten generalmente por denuncias presentadas por padres de familia, cuyos hijos han sido sacados del país sin su permiso por sus exparejas.

Entre los detenidos se encuentran ocho estafadores, cinco acusados por hurto, nueve sospechosos de lavado de activos, seis por portación ilegal de armas, siete presuntos mareros y otras 16 personas vinculadas con diferentes delitos, sumando un total de 111 capturas.

Pero las acciones de la Interpol no se limitan a la captura en el extranjero, ya que también participan en operaciones nacionales, como por ejemplo el arresto de 28 personas acusadas por delitos contra la vida, 14 por robo, por violación capturaron a 16 y por posesión ilegal de drogas hay dos detenidos.