La pandemia sigue extendiéndose de manera preocupante en Honduras 

Una vacunación masiva es vital para la contención del virus.

Sigue creciendo la cifra de casos activos y muertos por covid-19 en el país.
Sigue creciendo la cifra de casos activos y muertos por covid-19 en el país.

Tegucigalpa, Honduras.

Los casos de covid-19 en Honduras ascendieron hasta el 14 de julio del presente año a 276,989 desde el inicio de la pandemia con la confirmación de otros 1,314 contagios, mientras que los pacientes recuperados se incrementaron a 95,000, informó el Sistema Nacional de Gestión de Riesgo (Sinager).

A la fecha se contabilizan 7,356 los muertos, 95,000 recuperados, 1,418 hospitalizados, de los que 761 se encuentran en condición estable, 572 graves y 85 en unidades de cuidados intensivos.

El experto en salud pública, Henry Andino, lamentó que la pandemia del covid-19 siga contagiando y matando a muchas personas en todo el país.

La vacunación contra el virus continúa de forma insuficiente, aunque la Secretaría de Salud considera que "se está haciendo lo mejor posible", vacunando entre 40,000 y 45,000 personas a nivel nacional.

Lea: Libre anuncia protestas de no aprobarse presupuesto electoral

La mayoría de los contagios han continuado en ascenso porque la población se ha relajado y no ha seguido con el cumplimiento de las medidas de bioseguridad.

"Este es un tema de preocupación porque la pandemia nos sigue demostrando que tenemos que ver con mayor amplitud la parte de cómo vamos a responder contundentemente a una enfermedad que a pesar de que se han hecho esfuerzos para hacer contención, no hemos logrado una respuesta concreta”, dijo.

Andino mencionó que “estamos viendo la posibilidad, como lo han hecho otros países, de poder hacer una mezcla entre Sputnik y otras vacunas como Pfizer, esto todavía está en estudio, pero puede ser una posibilidad que se puede dar”.

Por su parte, el médico intensivista Óscar Díaz aseguró que en el país se ha generado una alta ola de contagios desde diciembre de 2020, la cual no se ha podido bajar seis meses después.

Desde las fiestas de Navidad y fin de año se han presentado una serie de acontecimientos en el país que han permitido aglomeraciones de personas, escenario perfecto para la propagación del virus.

Además: Honduras y España firman acuerdo para apoyar a Mipyme dedicadas al cacao y chocolate

Mucha gente se ha relajado y ha dejado de seguir las medidas que evitan el contagio como el uso de la mascarilla, el distanciamiento físico y el lavado constante de manos.

"Este no ha sido un año bueno en la cuestión de la pandemia, se manifiestan cifras lamentablemente incrementadas. En el primer semestre de 2021 se alcanzó la cantidad de casos que tuvimos el año anterior y eso nos tiene que llamar la atención”, exhortó.

Díaz reconoció que se han tomado medidas oportunas para contener el contagio de la población, pero que quizá no se han tomado las mejores decisiones. “La pandemia se ha manejado de una manera más hospitalaria, de recibir a los pacientes y no de ir a la comunidad a atenderlos”, expresó.

Consideró que “es mucho más efectivo que vacunemos, que controlemos las aglomeraciones y utilicemos las medidas de control como el uso de mascarilla, eso reduciría la cantidad de casos, hospitalizaciones y muertos”, afirmó.

“Hay un aspecto preocupante, este virus es altamente mutable, genera cepas nuevas y por eso esa transmisión comunitaria, que es lo que está pasando en la mayor parte de los países del mundo”, concluyó.

La Prensa