Interventores del IHSS recomiendan romper techos de cotización

Para el régimen de Atención de Salud es de L8,933.27 y de L9,326.42 para Previsión Social

Los pacientes se quejan de que  las medicinas de alto costo no están en las farmacias del IHSS. FOtos aNDRO RODRÍGUEz<br/>
Los pacientes se quejan de que las medicinas de alto costo no están en las farmacias del IHSS. FOtos aNDRO RODRÍGUEz

Tegucigalpa, Honduras.

El rompimiento de techos de cotización en los regímenes de Atención a la Salud y Previsión Social es la vía más expedita que recomendó en su último informe la comisión interventora del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), para mejorar los servicios en ese centro hospitalario.

También recomiendan romper el techo de cotización en el régimen de Riesgos Profesionales, en este caso, el único que cotiza es el empleador. En su rendición de cuentas, la interventora sostuvo que es imposible incrementar la calidad de servicios y el abanico de medicamentos, si los afiliados siguen cotizando hasta un máximo del salario mínimo.

Igualmente dejaron claro en su último informe que las pensiones de los jubilados seguirán siendo exiguas si no se amplía la base de las cotizaciones.

Actualmente esos techos son de 8,933.27 lempiras para el régimen de Salud y de 9,326.42 para Previsión Social.

9, 443.8
millones de lempiras fue el presupuesto del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS) en 2018, según la Comisión Interventora.

En función de los techos anteriores, la cotización en el régimen de Previsión Social entre el empleador y el empleado es de 559.58 lempiras mensuales, mientras que en Atención a la Salud es de 536.04. El IHSS cuenta con más de 800,000 afiliados.

Los interventores concluyeron, asimismo, que el sistema de cotización en los diferentes regímenes es inequitativo ya que el que más gana, prácticamente es subsidiado por el que menos salario recibe.

Leitzelar detalló que la propuesta tentativa es que los techos de cotización sean de hasta tres salarios mínimos, como ocurre en muchos países donde el sistema es más eficiente.

Mayor igualdad.

El miembro de la comisión interventora, German Leitzelar puso como ejemplo que esa inequidad e injusticia se manifiesta en que el que gana el salario mínimo cotiza sobre esa remuneración, y en cambio, otro grupo que devenga mejor estipendio, cotiza sobre la misma base del primero y recibe igual atención.

“Eso es totalmente injusto, y por eso la propuesta nuestra es que se rompan las cotizaciones para fortalecer el Seguro y los beneficios de los afiliados”, expresó a Diario LA PRENSA el exministro del Trabajo (2002-2006).

fp-apertura-141019 (1)(800x600)
Muchos afiliados reconocen que el servicio de internamiento ha mejorado.

El interventor y abogado señaló que con las cotizaciones actuales un jubilado no podrá aspirar en el futuro a una cotización mayor de unos 7,000 lempiras mensuales. En contraste, puso como ejemplo que un empleado del Instituto de Jubilaciones y Pensiones de los Empleados Públicos (Injupemp) cotiza un 9% de su salario y el Estado aporta un 11% sobre el total de su remuneración. Eso significa, según el análisis del interventor, que un empleado que tiene un salario nominal de unos L15,000 al final de su vida productiva terminará recibiendo una pensión equivalente a un 80% 0 90% de su salario. En ese caso, la pensión de un empleado oscilaría entre 12,000 y 13, 500 lempiras.

En su informe de gestión, la comisión interventora recomendó que previamente debe contarse con los resultados de los estudios actuariales actualizados de los diferentes regímenes que se realizan con la cooperación de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

JG Ihss Contrato colectivo(1024x768)

Acuerdo consensuado.

El dirigente obrero, José Luis Baquedano, expresó que el rompimiento de techos sería una solución, pero si este es consensuado entre el Gobierno, empleados y la empresa privada en el seno del Consejo Económico Social (CES).

“Este es un tema muy delicado y no se debe aprobar a rajatabla, porque se generarían muchas opiniones encontradas”, dijo Baquedano a LA PRENSA.

Lo que sí tiene claro Baquedano es que con el actual sistema de cotización, prácticamente los que ganan menos salario, pagan más que los que tienen mayores sueldos, porque el sistema es inequitativo”.

El dirigente sindical dijo que en todo caso, si se lograra un acuerdo para extender el techo de cotización, se tendría que garantizar al derechohabiente un mejoramiento de los servicios de salud en un 100%. Ese mejoramiento se debe entender como la dotación completa del equipo médico quirúrgico, para que los cotizantes del sistema no se vean obligados a buscar atención en centros hospitalarios privados como sucede en la actualidad. También tendría que reducirse el tiempo de las citas médicas con especialistas, las que a veces se extienden hasta un año.

Igualmente, señaló Baquedano, habría que ampliar la presencia del Seguro Social en otras ciudades para prescindir del pago de servicios subrrogados que resultan onerosos para la institución. Por su lado, el secretario de la Central General de Trabajadores (CGT), Daniel Durón, expresó que este es un tema muy sensible y la única manera de acatar la propuesta de la comisión interventora es logrando un pacto entre empleados, empleadores y el Gobierno. LA PRENSA pidió por escrito la opinión del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), pero no hubo respuesta por ahora.

La Prensa