Más noticias

Nuevo equipo en Hospital Atlántida beneficia a pacientes con leucemia

Con este equipo se podrán mantener las células de sangre en óptimas condiciones.

El  equipo funcionará en el laboratorio del Hospital General Atlántida. Fotos: Luis Lemus
El equipo funcionará en el laboratorio del Hospital General Atlántida. Fotos: Luis Lemus

La Ceiba, Honduras.

Con apoyo de la Fundación Hondureña para el Niño con Cáncer, el Hospital General Atlántida, de La Ceiba, ahora cuenta con un agitador de plaquetas de última generación para atender a todos los pacientes que padecen leucemia en el litoral atlántico.

El equipo valorado en 270,000 lempiras es un agitador de plaquetas y una cámara de conservación para las mismas, y servirá para mantener en disponibilidad los hemoderivados, para los pacientes con cáncer, especialmente los que padecen leucemia, que presentan frecuentes sangrados por las quimioterapias, y que sufren una gran pérdidas de estas células de la sangre.

El hospital no cuenta con un banco de sangre, ahora con este nuevo equipo podrán mantener en el laboratorio las plaquetas en estado óptimo para que los niños y adultos las reciban de manera segura cuando el tratamiento así lo requiera.

“El equipo es para el beneficio de los pacientes con cáncer que necesitan transfusiones de plaquetas; pero también va a ser utilizado en pacientes que están gravemente hospitalizados”, informó Sergio Quintanilla, especialista de la Unidad de Oncología Padiátrica que funciona en este centro asistencial.

Cobertura

Por la falta de este equipo se pedía a la Cruz Roja de La Ceiba cuando había una necesidad, “pero si eran necesarias más plaquetas se pedían a San Pedro Sula, y esto tardaba uno o dos días, y sabemos que la transfusión de plaquetas es algo urgente, ahora ese obstáculo se superó”, recalcó el oncólogo pediátrico.

“Este equipo viene a darnos una gran ayuda para la población en general del litoral atlántico”, dijo Denise Mejía, jefa de laboratorio del Hospital General Atlántida. El equipo funcionará una vez que el personal sea capacitado.

“Esto será de mucho provecho, va a apoyar más nuestra sala de Oncología Pediátrica, vamos a tener algo más que ofrecer a nuestros niños, y todos los pacientes del litoral que llegan al hospital”, agradeció Sara Alberto, directora de este nosocomio.

El equipo donado se compró con las ayudas que hacen los hondureños a la fundación, “esto nace de la voluntad de las voluntarios de la fundación, que querían acercar el tratamiento oncológico aquí, y ahora con esto no solo estamos aumentando el porcentaje de sobrevivencia; estamos mejorando la adherencia al tratamiento, fortaleciendo la integración familiar”, expresó Carlos Sánchez, encargado de proyectos de la Fundación Hondureña para el Niño con Cáncer.

Con este equipo se beneficiarán unos 110 niños que requieren de la asistencia de la fundación para poder luchar contra el cáncer, “y el 60% de ellos son leucemia”, dijo.