Madrid.

La chica dorada acaba de estrenar un sencillo titulado ‘Yo Soy’ e inspirado claramente en su propia vida para analizar su relación con la fama y desmontar una imagen pública que ella ha ayudado a construir solo en parte.

En este nuevo tema, la artista mexicana afirma que “aunque algunos me juzguen, a mí todo me resbala y así seguiré” y, para demostrar que realmente no le importa lo que digan de ella, se ha grabado en la playa bailando en bikini al ritmo de su propia canción.

A estas alturas de su carrera, Paulina sabe muy bien que todo lo que hace o dice se analiza al milímetro, y claramente ha decidido utilizar esa atención a su favor para promocionar su regreso musical.

Además, este video, que ha subido a su cuenta de TikTok y en el que es la viva imagen de la felicidad, le ha permitido demostrar que a sus 50 años recién cumplidos sigue en plena forma.

Lucha con problemas mentales

Hace unos días, Paulina Rubio confesó que tuvo que tomar terapia.

La cantante dijo que entre la pandemia, los problemas legales con sus ex parejas por la custodia de sus hijos y los ataques en redes sociales, su salud mentar se vio deteriorada.

“Soy mamá primero que nada, soy cantante, soy hija, soy hermana, soy amiga, pero sobre todo soy una persona común y corriente, popular, que ha crecido en los ojos de todo el mundo, yo confíe demasiado por el amor, me quisieron quitar a mis hijos en la pandemia, pero la pandemia me puso muy claro por qué estoy aquí y me siento superviviente”, comentó durante la presentación de su disco “Yo Soy”.

“De la tormenta llegó la calma en mí, encontré mi paz y la encontré en mi para dársela a los demás, pero pasé por muchos pasos y cursos, y estoy aquí gracias a la fuerza que sale en mí por ese amor de mis hijos, por ese amor del mundo”.