20/05/2024
01:51 AM

Salarios consumen el 42% de los impuestos recaudados

  • 19 octubre 2023 /

La masa salarial de la administración pública centralizada reporta un aumento interanual de 4,175.9 millones de lempiras.

Tegucigalpa

Las remuneraciones continúan siendo el principal destino de los ingresos tributarios de Honduras.

Al tercer trimestre de 2023, de acuerdo con un reporte mensual de la Secretaría de Finanzas (Sefin), el pago de salarios de la administración central representó 47,447.3 millones de lempiras.

En comparación con las recaudaciones acumuladas a septiembre pasado, las que sumaron 108,153.8 millones de lempiras, la masa salarial representó el 42.02%.

“Por ser un gasto rígido, los salarios se cubren con la recaudación de impuestos”, explicaron fuentes técnicas de la Secretaría de Finanzas.

De acuerdo con la Sefin, las remuneraciones comprenden las asignaciones por retribuciones que expresan, en términos presupuestarios, gastos que se derivan de la relación del trabajador con el Estado.

Estos gastos corresponden a prestación de servicios personales en calidad de empleado permanente y no permanente. Incluye contribuciones a las entidades de seguridad social (públicos y privados), asignaciones familiares, servicios extraordinarios y contribuciones como compensaciones sociales, beneficios complementarios y otros adicionales no inherentes al sueldo.

Para 2023, la partida vigente de servicios personales del Gobierno central es de 67,839 millones de lempiras. En el transcurso del año se amplió en 733.7 millones de lempiras, ya que el monto inicial fue de 66,655.3 millones de lempiras.

Lo ejecutado al tercer trimestre fue de 69.94%.

Incremento

Las remuneraciones registran un incremento interanual. Según la Sefin, de enero a septiembre de 2022 se erogaron 41,271.4 millones de lempiras en sueldos y salarios.

El aumento interanual es de 4,175.9 millones de lempiras.

Ese incremento se explica por el alza en la categoría de sueldos y salarios al pasar de 34,474.6 a 38,385 millones de lempiras, o sea 3,910 millones más. Las contribuciones patronales subieron de 5,538.9 a 6,222.5 millones de lempiras, Las prestaciones sociales bajaron de 1,246 a 823.6 millones de lempiras.

Salarios consumen el 42% de los impuestos recaudados