Tegucigalpa. Las invasiones de fincas camaroneras en el sur del país reportan las primeras consecuencias. La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) ha colocado en la lista roja a la empacadora estatal Ibermar por haberse encontrado salmonella en camarón maquilado en esa planta.

La resolución está contenida en la Alerta de Importación 16-81, con fecha 12 de mayo de 2013. La empresa que exportó el producto es Pesca y el informe de trazabilidad contiene la información donde se compró el camarón fresco que fue procesado en Ibermar, ubicada en San Lorenzo, Valle.

Heriberto Amador, director del Servicio Nacional de Sanidad Agropecuaria (Senasa), dijo que no conocía nada al respecto, comprometiéndose a realizar las investigaciones respectivas.

Además, el consejo de administración del grupo Hondufarms-Ibermar, que preside, Carlos Borjas, subsecretario de Presupuesto de la Secretaría de Finanzas, tampoco ha informado de la inclusión de la planta estatal en la lista roja.

Sin licencias ambientales

El cultivo de camarón se ha intensificado en los últimos dos años sin ningún control de las autoridades de la Secretaría de Recursos Naturales y el Ambiente (Serna), ya que muchos proyectos han entrado en operación comercial sin contar con las licencias ambientales.

Esa proliferación de fincas camaroneras en áreas protegidas es lo que ha puesto en alerta a la Asociación Nacional de Acuicultores de Honduras (Andah), ya que se cosecha camarón para el mercado nacional e internacional sin cumplir con los requisitos y estándares requeridos.