Madrid, España.

El portero costarricense Keylor Navas vivió un emotivo momento previo al pitazo inicial del Real Madrid vs PSG por la vuelta de octavos de final de la Champions League.

El arquero fue mandado el banquillo de suplentes en el juego ya que el puesto se lo ganó el italiano Gianluigi Donnarumma, quien llegó esta campaña procedente del AC Milan.

En el momento que se informaba sobre los titulares y suplentes del PSG, al escucharse el nombre de Keylor Navas la afición madridista del Santiago Bernabéu ovacionó al costarricense.

De esta manera se comprueba el cariño de los seguidores blancos para Keylor ya que el cancerbero fue parte del equipo que ganó tres Champions League de forma consecutiva.