29/09/2022
01:40 AM

Más noticias

En una iglesia velan a hermanos víctimas de masacre en San Pedro Sula

En dos ataúdes grises yacían los restos de Ricardo y Gerardo, puestos sobre dos mesas y rodeados de flores. Atrás se apreciaban algunos instrumentos musicales.

San Pedro Sula, Honduras.

En medio de la consternación y el dolor, Gerardo Daniel Lagos Castro (16) y Ricardo Samuel Lagos Castro (19) fueron despedidos por amigos y familiares luego de la masacre que dejó cinco muertos en la colonia San Juan de San Pedro Sula.

Las otras víctimas de ese crimen múltiple fueron Margarito Urbina (45), Óscar Alexander Serrano (35) y Óscar Ariel Pavón González (25).

En dos ataúdes grises yacían los restos de Ricardo y Gerardo, puestos sobre dos mesas y rodeados de flores. Sus parientes se acercaban a los féretros y lloraban desconsolados.

El velorio de los dos hermanos tuvo lugar en una iglesia de la colonia Villa Vieja y durante la tarde de ayer fueron sepultados en el cementerio de esa localidad.

Eran originarios de Tegucigalpa y residentes en Lomas de San Juan. Ambos trabajaban como albañiles para otro de los fallecidos en la masacre.

Velorio de los hermanos víctimas de la masacre en San Pedro Sula.

El hecho

Cinco personas fueron asesinadas a disparos la noche del 13 de agosto en la colonia Lomas de San Juan, sector del Carmen, San Pedro Sula, Cortés, al norte de Honduras.

Según versiones de testigos, los cinco hombres departían en un expendio de bebidas alcohólicas cuando, de pronto, fueron abordados por sujetos vestidos con indumentaria policial.

Los falsos policías les dijeron que debían realizar una inspección de rutina, pero, poco después, abrieron fuego contra los hombres y los dejaron muertos en el patio del negocio.

De momento se desconoce el móvil del crimen y la identidad de los responsables, pero, las autoridades de la Policía investigan si la masacre fue por una presunta venganza entre grupos delictivos que operan en la zona.

“Tenemos una persona detenida que podría estar vinculada a la escena porque se le dio la detención por la portación ilegal de armas, no por la comisión del delito (masacre), pero se están haciendo las investigaciones para ver si está vinculado”, explicó el portavoz de la Policía Nacional, José Anariba.