01/10/2022
05:16 PM

Más noticias

Cinco personas mueren acribilladas en nueva masacre en San Pedro Sula

Hasta el momento, las autoridades han identificado los cuerpos de Oscar Ariel Pavón (25 años), Óscar Alexander Serrano (35) y Margarito Urbina (44).

SAN PEDRO SULA, HONDURAS

En una nueva masacre registrada en horas de la noche de ayer sábado 13 de agosto, al menos cinco personas murieron acribilladas en una colonia de San Pedro Sula, zona norte de Honduras.

Según informes policiales, el múltiple crimen ocurrió en la colonia Lomas de San Juan, colindante con el populoso sector Lomas del Carmen, de la capital industrial del país.

Por el momento, las autoridades han identificado los cuerpos de Óscar Ariel Pavón (25 años), Óscar Alexander Serrano (35) y Margarito Urbina (45). Las demás víctimas mortales permanecen como desconocidas.

De acuerdo a atestiguaciones, hombres armados y vestidos con indumentaria militar llegaron al lugar, en donde los ahora fallecidos departían en un expendio de bebidas alcohólicas, les dijeron que realizarían un operativo de rutina y posteriormente les dispararon a mansalva.

De forma preliminar, también trascendió que una persona resultó herida en la escena de la masacre, sin embargo, las autoridades no han confirmado esa información.

Las autoridades realizaron el levantamiento de los cinco cadáveres y los trasladaron a Medicina Forense para su posterior autopsia. Cabe mencionar, que la Policía Nacional maneja como móvil del crimen una posible pelea de territorio entre miembros de estructuras criminales.

Imparable ola de violencia

En poco más de 40 días, es la tercera masacre que ocurre en este sector de San Pedro Sula. El 26 de junio, cinco jóvenes murieron acribillados en la colonia El Sitio #3. Asimismo, el pasado 6 de agosto, tres hombres fueron asesinados a disparos en la colonia El Tacamiche.

Según datos del Comité para la Defensa de los Derechos Humanos en Honduras (Conadeh), alrededor de 35 masacres se han registrado en Honduras en ocho meses del 2022.

El gobierno de Honduras autorizó a las fuerzas de seguridad realizar mayores controles, sin embargo, la violencia continúa imparable.

El penúltimo asesinato múltiple se registró el 7 de agosto en la Villa de San Antonio, en Comayagua, en donde tres personas perdieron la vida, luego de un fuerte tiroteo durante la madrugada al interior de una discoteca.