Tegucigalpa, Honduras.

A 15 metros de la estación policial de la colonia Las Brisas, en la capital, el conductor de un rapidito fue asesinado a balazos por dos sicarios.

El hecho ocurrió cerca de las 2:45 pm sobre el bulevar Fuerzas Armadas en el momento que la unidad con registro 929, de la ruta Carrizal-UNAH-La Sosa, se detuvo en la bahía frente a la escuela Toribio Bustillo para recoger a unos pasajeros.

El muerto es Edwin Adán Rodríguez Ponce (de 35 años).

De acuerdo con la información en poder de la Fuerza Nacional de Seguridad del Transporte Urbano, dos personas se pusieron a la par del bus cuando este se detuvo y arremetieron a balazos contra su conductor.

El agredido, en el afán de evitar el brutal ataque, puso en marcha el autobús, pero para ese tiempo ya había recibido varios balazos en el cuerpo. El automotor colisionó con dos carros, una camioneta que pasaba por la zona y un pick-up.