15/08/2022
01:39 AM

Más noticias

Computadora encendida y llaves en casa: nuevos detalles tras desaparición de Belkis Molina

La joven desapareció el 21 de julio y sus familiares están desesperados por encontrarla sana y salva.

Tegucigalpa, Honduras.

Familiares y conocidos de la joven Belkis Molina (25), quien despareció hace dos semanas en La Esperanza, Intibucá, llegaron anoche a un canal de televisión y revelaron algunos detalles acerca de su misterioso caso.

El ciudadano Wilmer Molina, maestro de la hondureña, reveló que en la casa de Belkis hallaron las llaves de su oficina y también que su computadora había quedado encendida.

También reveló que lo último que los vecinos supieron de ella es que salió de la vivienda a bordo de su camioneta Ford Escape, pero ni siquiera su vehículo ha sido encontrado.

“Quedaron en su apartamento las llaves de sus oficinas, su computadora encendida, solo se sabe que salió en su camioneta, pero no vieron con quién”, dijo el hombre. “Hasta hoy no se sabe nada sobre ella, si fue secuestrada, no sabemos. Hemos descartado varias hipótesis”, agregó.

Belkis es gerente de una cooperativa.

Por otro lado, el padre de la muchacha, Álvaro Molina, manifestó que anhela reencontrarse con su hija y a su vez solicitó apoyo a las autoridades de gobierno.

“Yo solo les suplico que quiero ver a mi hija con vida. No les pido más, solo la quiero ver, no les pido más”, expresó, mientras sostenía que confía en que la hallará sana y salva.

La madre de Belkis también está muy afectada por la desaparición de la hondureña. “Para nosotros es triste, es lamentable llegar a la casa y ver que mamá se derrumba al no tener noticias de mi hermana”, comentó María Molina.

La joven desapareció sin dejar rastro el pasado 21 de julio en La Esperanza, Intibucá. Desde ese día familiares, amigos y personas cercanas no han cesado su búsqueda clamando justicia, sin embargo, hasta el momento no hay respuesta por parte de las autoridades.

Ante eso, ya son varios los sectores y organizaciones los que se han sumado al llamado para dar con el paradero de la joven, quien es originaria de San Francisco, Lempira.