San Pedro Sula, Honduras.

Un vuelo con 79 migrantes hondureños procedentes de México arribó ayer al aeropuerto Ramón Villeda Morales.

Las autoridades informaron que a los repatriados se les tomó la temperatura y se les hizo entrevistas para saber cuáles fueron los contactos que tuvieron, pero a ninguno se le aplicó la prueba.

Lesbia Villatoro, jefa de la Región Metropolitana de Salud de San Pedro Sula, dijo que los migrantes que fueron recibidos por sus familiares pudieron irse a sus casa, pero antes firmaron un documento en el que se comprometían a guardar cuarentena en sus hogares.

LEA: Fallecidos por COVID-19 ascienden a 108; casos positivos a 1,830

El resto de los compatriotas fueron trasladados a los centros habilitados por la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco), en los cuales tienen cerca de 60 migrantes.

“Estamos trabajando para garantizar el bienestar de todas las personas que están regresando al país. Todos somos seres humanos y por lo tanto merecemos respeto y un trato digno”, expresó Villatoro.

En Tegucigalpa también fue recibido un vuelo con 44 migrantes, quienes llegaron al aeropuerto Toncontín para después ser desplazados al sector de la Villa Olímpica de esa ciudad para que guarden la cuarentena exigida.

A la fecha, al país han retornado 19,017 migrantes hondureños. La reducción de las deportaciones ha sido en más de un 50% en relación con 2019 para este mismo periodo.