24/04/2024
12:27 AM

“El país no ha podido darle vuelta a la página”

El exministro de Agricultura y Ganadería y expresidente del Cohep conversó con LA PRENSA sobre temas económicos, políticos y social.

San Pedro Sula

La violencia en Honduras es la razón principal por la que están migrando miles de hondureños al mes, asegura el empresario Santiago Ruiz, quien a su vez destaca que el Gobierno debe ver en la empresa privada un aliado no un enemigo y buscar bajo un diálogo los mecanismos para incentivar la inversión y generación de empleo.

Ruiz, exministro de Agricultura y Ganadería, expresidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep) y otros cargos de relevancia, conversó con Diario LA PRENSA sobre diferentes temas políticos, económicos y sociales, además de su deseo de apoyar el crecimiento de los emprendedores y mipymes desde la junta directiva de la Cámara de Comercio e Industrias de Cortés (CCIC), periodo (2024-2026). Aspira al cargo de fiscal en la planilla de René Bendaña como presidente.

¿Como ve a Honduras actualmente en el plano político, social y económico?

El país no ha podido darle vuelta a la página y desde el sector privado se ha estado haciendo llamados vehementes y con mucha responsabilidad al Gobierno de trabajar juntos. Para el sector privado es obligatorio trabajar con cualquier Gobierno de turno, porque la actividad económica la mueve el sector privado con el sector obrero, el que norma es el Gobierno, ese llamado va a seguir haciéndose.Hemos venido diciendo que el discurso confrontativo, sobre todo con algunos voceros bien radicales que el Gobierno tiene, generan incertidumbre y cuestiones como lo que se hizo con el camarón, perdió mercado, ahora tiene problemas en México, le va a reducir el ingreso de divisas, sectores como la palma africana, que tiene mucha tierra invadida, en el tema de banano, fincas invadidas y desprotegidas ante inundaciones en el valle de Sula, que va a generar una baja de exportaciones.

¿Es caro producir en Honduras, por qué no se le ha dado mayor interés a los productores?

Honduras es un país que firmó muchos tratados de libre comercio, por lo cual está abierto al mundo, lo que no se ha logrado son acuerdos nacionales, qué sectores son importantes, y cuáles desarrollar. El tema alimentario es fundamental, en los países desarrollados se subsidia la producción, Honduras es un país pobre que no permite tener subsidios, con inundaciones y sequías, no tenemos economía de escala, aún los productores son muy pequeños para ser competitivos con otros países. Esos acuerdos deberían hacerse, pero no hemos encontrado eco.

¿Qué está limitando la llegada de nuevas inversiones y la generación de empleo?

Esto viene del discurso, por un lado y la inestabilidad jurídica y el alto indice de violencia en el país, eso a cualquier inversionista lo asusta y se van a un país donde las reglas del juego no se cambien. Hay un círculo vicioso con la migración, no hay empleo, no hay empleo porque no hay inversión y no hay inversión por lo que estamos hablando. La mayoría de personas migran por la violencia, creo que es el número uno de los problemas. Están migrando profesionales de todo tipo, gente técnica calificada, estamos perdiendo esa fuerza laboral.

¿Qué opinión le merece el panorama actual en el sector agrícola y ganadero?

En el sector agrícola, la gente no se para, lo que pasa es que tiene altos costos, baja productividad, en el campo la gente se ha quedado sin mayor capacitación.

¿Quién debe dar el primer paso para un diálogo, Gobierno o empresa privada?

Es que la empresa privada ha estado clamando un diálogo, cayó mal la bandera negra por el empleo, es un llamado de atención, hay una intolerancia. Lo que genera es menos inversión, es un círculo, aquí seguimos con un discurso contra nuestro socio comercial, un discurso visceral, de injerencia, de que están atentando contra la soberanía, cuando tenemos un millón de personas en Estados Unidos, que son quienes sostienen nuestra economía.

¿Qué lo motivó a formar parte de la planilla de René Bendaña para la elección de la nueva junta directiva de la CCIC?

Me motivó el hecho de apoyar el liderazgo joven, va un grupo de jóvenes en esa planilla, van mujeres de éxito, es importante seguir empoderando a la mujer, en esa planilla están representados todos los sectores, me siento contento de poder apoyar el surgimiento de nuevos líderes empresariales de nuestro país.

¿Para usted, cuál debe ser el trabajo de la CCIC?

En la Cámara hay emprendedores, micros, pequeños y medianos y grandes empresarios, la Cámara debe velar por los intereses de todos, ponerle foco al emprendedor, formalizarlos, es importante promover la formalización de las empresas porque eso los vuelve bancables, proveedoras de otras empresas y más generación de empleo. Tratar de tener un acercamiento con el Gobierno es importante y sino hay los acercamientos fijar posiciones claras desde la óptica empresarial.