10/08/2022
09:02 PM

Más noticias

Aspectos importantes que debes conocer sobre el metabolismo

La nutricionista Paola Arrue, especialista de Health Group, revela datos importantes acerca de esta vital función de nuestro organismo. Si quieres perder peso o comenzar a vivir una vida más saludable, infórmate aquí

Vida sana

San Pedro Sula, Honduras.- Metabolismo es el conjunto de reacciones químicas que tienen lugar en las células del cuerpo para convertir los alimentos que consumimos en energía.

“Nuestro cuerpo necesita esta energía para hacer que podamos desde movernos hasta pensar, crecer y todas las funciones metabólicas de nuestro organismo”, asegura la nutricionista Paola Arrue, especialista en Nutrición Clínica.

Después de que ingerimos los alimentos, nuestro sistema digestivo utiliza enzimas para descomponer las proteínas en aminoácidos, convertir las grasas en ácidos grasos y transformar los carbohidratos en azúcares simples.

El cuerpo puede utilizar el azúcar, los aminoácidos y los ácidos grasos como fuentes de energía cuando lo necesita. Estos compuestos son absorbidos por la sangre, que los transporta a las células.

MIRA TAMBIÉN: Hábitos sanos: 10 formas de enseñar a tus hijos a comer

Paola Arrue, egresada de la Universidad San Carlos de Guatemala y especialista de Health Group, contesta algunas preguntas importantes sobre el metabolismo:

¿Cómo se realiza el proceso del metabolismo?

En todo el proceso del metabolismo se llevan a cabo dos actividades:

Anabolismo: Construcción de tejidos corporales y reservas de energía (fabrica y almacena).

Catabolismo: Descomposición de tejidos corporales y de reservas de energía con el fin de obtener más combustible para las funciones corporales.

El cuerpo humano requiere de energía para realizar sus funciones vitales. Llevar una rutina de ejercicios y actividad física es más que necesario.

¿Qué es lo que controla el metabolismo?

Una serie de hormonas del sistema endocrino ayuda a controlar la velocidad y la dirección del metabolismo. La tiroxina, una hormona fabricada y liberada por la glándula tiroidea, desempeña un papel clave en determinar con qué rapidez o lentitud se producen las reacciones químicas del metabolismo en el cuerpo de una persona.

Otra glándula, el páncreas, segrega hormonas que ayudan a determinar si la principal actividad metabólica del cuerpo en un momento dado es anabólica o catabólica. Por ejemplo, suele haber más actividad anabólica después de comer. Esto se debe a que ingerir alimentos aumenta la concentración en sangre de la glucosa, el combustible más importante del cuerpo. El páncreas percibe esta mayor concentración de glucosa y libera la hormona insulina, que indica a las células que aumenten su actividad anabólica.

RELACIONADA: Especial nutrición: Cinco aspectos importantes que debes saber

El metabolismo es un proceso químico complicado. Pero no es de sorprenderse que mucha gente lo simplifique y solo lo vea como algo que influye en la facilidad con que nuestro cuerpo engorda o adelgaza. Aquí es donde entran en juego las calorías.

Una caloría es una unidad que mide cuánta energía proporciona al cuerpo un alimento en específico.

“Al igual que un carro almacena gasolina en el depósito hasta que la necesita para alimentar el motor, el cuerpo almacena calorías, principalmente en forma de grasa. Si llenamos demasiado el depósito de un carro, la gasolina se derrama. Del mismo modo, si una persona ingiere demasiadas calorías, estas rebosan y generan un exceso de grasa corporal”, ejemplifica la profesional.

El exceso de grasa corporal se deja ver también en los “rollitos” que se forman en el abdomen.

¿Qué determina el metabolismo o la cantidad de calorías que quema una persona en un día?

- La cantidad de ejercicio físico que haga.

- La cantidad de grasa y músculo que tenga su cuerpo (composición corporal).

- El metabolismo basal que mide la velocidad con la que una persona “quema” energía, en forma de calorías, mientras está en reposo.

El metabolismo basal puede influir en la tendencia a ganar peso de una persona. Por ejemplo, una persona con el metabolismo basal bajo (quien, por tanto, quema menos calorías mientras está en reposo o durmiendo) tenderá a ganar más kilos de grasa corporal con el tiempo que una persona de talla similar con un metabolismo basal promedio que ingiera la misma cantidad de alimentos y haga la misma cantidad de ejercicio físico.

Este se ve afectado por:

- Los genes de una persona.

- Por determinados problemas de salud.

- También está influido por la constitución física: las personas con más músculo y menos grasa suelen tener metabolismos basales más altos.

Pero las personas pueden cambiar su metabolismo basal en ciertos aspectos. Por ejemplo, una persona que haga más ejercicio físico no sólo quemará más calorías sino que mejorará su forma física, lo que aumentará su metabolismo basal.

¿Cómo lograr que el metabolismo funcione correctamente?

- Comienza a realizar más ejercicio (sobre todo creando más masa muscular con ejercicios de fuerza y quemando más grasa corporal), mantén una rutina de ejercicios al menos 30 minutos, 4 a 5 días por semana.

- Mantente hidratado durante el día, preferiblemente con agua.

La cantidad de agua que el cuerpo necesita está determinada por muchos factores como estatura, edad y cantidad e intensidad de la actividad física que se realice.

- Un buen descanso por la noche no acelerará tu metabolismo, pero no dormir puede llevarte a aumentar de peso. Las personas que no duermen lo suficiente tienden a consumir más calorías de las que necesitan, quizás para lidiar con el sentimiento de cansancio.

- Si bien es cierto que el metabolismo se hace más lento con la edad, gran parte del aumento de peso que se da en la mediana edad sucede porque las personas se vuelven menos activas y no se mueven tanto, así pierden músculo y ganan grasa. A medida que se envejece, también se puede tener problemas para regular el tamaño de las comidas. Luego de una comida grande, las personas jóvenes tienden a comer menores cantidades hasta que sus cuerpos utilizan las calorías. Este control natural del apetito parece desaparecer conforme la gente envejece. A menos que ponga mucha atención, las comidas grandes pueden acumularse rápidamente.

- Come más saludable (disminuye el consumo de alimentos procesados, fritos, con exceso de grasa saturada y sodio, comida rápida y aumenta el consumo de frutas, verduras, leguminosas, proteínas de origen vegetal y proteínas animales magras).

No existe evidencia de que algún alimento por sí mismo ayude a aumentar el metabolismo, pero una dieta saludable es vital.

CONTÁCTALA

Lic. Paola Arrue Tróchez

Nutricionista con especialidad en Nutrición Clínica

Clínica: Health Group. Dirección: Centro de Unidades Médicas, Bo. Río de Piedras, San Pedro Sula. Teléfono: +504 9804-0149