20/06/2022
07:07 AM

Más noticias

Bombardeo ruso a una escuela deja tres muertos y una docena de heridos en Ucrania

“Un avión de combate ruso disparó misiles contra escuelas secundarias e internados en Novhorod-Siverskyi, en la región de Chernígov”, confirmó la primera dama de Ucrania, Olena Zelenska.

Kiev, Ucrania

Al menos tres personas murieron y otras doce resultaron heridas como consecuencia de un ataque aéreo ruso lanzado anoche contra una escuela secundaria y un internado en la región de Chernígov, en el norte de Ucrania.

“Esta noche, un avión de combate ruso disparó misiles contra escuelas secundarias e internados en Novhorod-Siverskyi, en la región de Chernígov”, confirmó la primera dama de Ucrania, Olena Zelenska, en su cuenta de Telegram.

LEA: Putin se mofa de las sanciones impuestas por la Unión Europea y EEUU a Rusia

“Los servicios de rescate trabajan actualmente en el lugar, pero ya se han confirmado tres víctimas (mortales) y doce heridos”, agregó en su mensaje la esposa del presidente Volodimir Zelenski, según informó la agencia Ukrinform.

Se trata de “un bombardeo deliberado. Los rusos, que afirman estar atacando solo instalaciones militares, están librando una guerra contra nuestros niños. De hecho, están librando una guerra contra nuestro futuro”, denunció Zelenska.

La primera dama ucraniana recordó que, a principios de mayo, el ejército ruso incendió un histórico gimnasio en Lysychansk, en la región de Lugansk, en el este del país, que había sido construido hace más de cien años.

ADEMÁS: Zelenski elogia la disposición de Finlandia a ingresar en la OTAN

También mencionó un ataque aéreo contra una escuela en Bilohorivka, también en Lugansk, que presuntamente se cobró la vida de 60 civiles. El sótano de la escuela servía como el único refugio que quedaba para los residentes en la zona.

Zelesnka señaló que 1,635 instalaciones educativas en Ucrania se vieron afectadas por ataques y bombardeos rusos desde que comenzó la invasión el pasado 24 de febrero y 126 establecimientos han quedado completamente destruidos.