¡Traición y venganza! Así decapitaron a la esposa de Héctor "El Güero" Palma

A Héctor el “Güero” Palma, líder del Cartel de Sinaloa, le fue enviada la cabeza de su esposa por paquetería, luego de haber sido secuestrada y llevada a Venezuela junto con los niños.

Héctor Luis Palma Salazar pasó por cárceles mexicanas y estadounidenses hasta ser absuelto del delito de delincuencia organizada.
Héctor Luis Palma Salazar pasó por cárceles mexicanas y estadounidenses hasta ser absuelto del delito de delincuencia organizada.

Ciudad de México, México

Sinaloa, quedó marcada en 1989 luego que su familia fue asesinada por una venganza de un capo.

En una aparente venganza de Miguel Ángel Félix Gallardo por traición, ella, junto con sus hijos Natalí y Héctor, de cuatro y cinco años, fueron asesinados en 1989 por el venezolano Enrique Rafael Clavel Moreno.

A Palma le fue enviada la cabeza de su esposa por paquetería, luego de haber sido secuestrada y llevada a Venezuela junto con los niños.

Los restos de su familia están en el Panteón Jardines del Humaya en Culiacán.

Guadalupe era hermana de Diego Laija Serrano, alias "El Vivo", quien era considerado el principal operador de la organización criminal de "El Güero".

Cuando en 1989 fue capturado Félix Gallardo en Guadalajara y se rompió la unanimidad de intereses entre los traficantes sinaloenses que trabajaban para el capo, los Coronel (Magdaleno e Ignacio) trabajaron con Joaquín "El Chapo" Guzmán, Héctor "El Güero" Palma e Ismael "El Mayo" Zambada, y todos ellos se lanzaron contra los Arellano Félix, que encontraron sombra con Amado Carrillo, "El Señor de los Cielos".

En 1995, Palma fue detenido en Nayarit luego de que la avioneta en la que viajaba cayera en una zona montañosa.

En 2007, fue extraditado a Estados Unidos junto con Osiel Cárdenas Guillén, capo del Cártel del Golfo, y otros criminales más. Un año más tarde, se declaró culpable en ese país de traficar hasta 50 kilogramos de cocaína.

El narcotraficante recibió una condena de 16 años y un juez recomendó que le tomaran en cuenta cinco años que pasó esperando su extradición.

En 2016, el Gobierno de Estados Unidos lo entregó a las autoridades mexicanas en el Puente Internacional Puerta México, en Matamoros.

"¿Estoy detenido?", fue lo primero que preguntó "El Güero" Palma al pisar territorio mexicano.

Después, un juez de Tepic le dictó auto de formal prisión por el asesinato de un ex jefe de la Policía Judicial del Estado y su escolta, ocurridos en 1995.

Este 1 de mayo, un juzgado federal notificó el fallo de absolución a Palma por el delito de delincuencia organizada, el cual dispone su libertad por ese delito.

No obstante, este martes fue trasladado a la Subprocuraduría Especializada en Delincuencia Organizada (SEIDO) para ser interrogado y a más tardar el próximo sábado le definirán su situación jurídica.

La Prensa