Estados Unidos volverá a permitir el acceso de los neoyorquinos al "Global Entry"  

El programa agiliza los trámites de entrada al país norteamericano en aeropuertos y cruces fronterizos.

El Departamento de Seguridad Nacional aseguró que los ciudadanos del estado de Nueva York pueden volver a participar en los programas.<br/>
El Departamento de Seguridad Nacional aseguró que los ciudadanos del estado de Nueva York pueden volver a participar en los programas.

Nueva York, Estados Unidos.

El Gobierno de Estados Unidos anunció este jueves que ha decidido levantar el veto que impedía a los neoyorquinos acceder al programa "Global Entry" y otros similares que agilizan los trámites de entrada al país en aeropuertos y cruces fronterizos.

El Departamento de Seguridad Nacional anunció la prohibición el pasado febrero, en respuesta a las leyes aprobadas en el estado para permitir que los indocumentados tengan licencias de conducir y por su postura de limitar la cooperación con los servicios federales de inmigración.

El movimiento llegó en medio de un duro enfrentamiento del Gobierno con el estado y, sobre todo con la ciudad de Nueva York, por sus llamadas políticas de "santuario", por las cuales las autoridades locales se resisten a cooperar con las agencias federales que se encargan de las deportaciones.

Además lea: Latinoamérica, la región donde más crece la inseguridad alimentaria por COVID

La decisión del pasado febrero causó un fuerte choque entre la Administración federal y el gobierno estatal, que acusó a la Casa Blanca de actuar contra Nueva York por ser un estado controlado por los demócratas.



En un comunicado, el Departamento de Seguridad Nacional aseguró este jueves que ciertas modificaciones hechas por Nueva York para compartir información permiten que los ciudadanos del estado puedan volver a participar en los programas.

El gobernador del estado, Andrew Cuomo, explicó en otro comunicado que se ha trabajado para resolver esas cuestiones, sin perjuicio de la privacidad de los ciudadanos.

“Estoy contento de que este asunto se haya resuelto finalmente para todos los neoyorquinos”, señaló el político demócrata.

La Prensa