Tropas de EEUU se enfrentan con milicianos pro Al Asad en el noreste de Siria

La agencia estatal siria SANA aseguró que el fuego estadounidense dejó "un civil muerto y otro herido", aunque la coalición no ha informado de víctimas.

Vista de la ciudad siria de Qamishli, capital del territorio habitado por kurdos en el noreste de Siria, desde el lado turco de la frontera. EFE/ Ilya U.Topper/Archivo
Vista de la ciudad siria de Qamishli, capital del territorio habitado por kurdos en el noreste de Siria, desde el lado turco de la frontera. EFE/ Ilya U.Topper/Archivo

Beirut, Siria.

Tropas estadounidenses de la coalición internacional y milicianos progubernamentales sirios se han enfrentado este miércoles después de que una de las patrullas de la alianza fuera atacada cerca de la ciudad de Qamishli, en el noreste de Siria, en un incidente en el que, según la agencia siria SANA, murió un civil.

El portavoz de la coalición, coronel Myles B. Caggins III, afirmó hoy en un comunicado que sus fuerzas "se encontraron con un puesto de control ocupado por las fuerzas pro régimen sirio" y tras lanzar advertencias "la patrulla fue atacada con pequeñas armas de fuego por individuos desconocidos".

Según la versión del portavoz de la coalición, sus unidades "devolvieron el fuego en defensa propia" y la patrulla "regresó a la base".

La agencia estatal siria SANA aseguró que el fuego estadounidense dejó "un civil muerto y otro herido", aunque la coalición no ha informado de víctimas.

Lea: Miami se convierte en la capital del lujo marítimo durante cinco días

El noreste de Siria es una confluencia de fuerzas rivales que tienen establecidas unas rutas para realizar patrullas en la zona.

Por un lado, la región está controlada por las autoridades kurdas que autoproclamaron su administración, que escapa a las reglas de Damasco, y cuyos aliados son los norteamericanos, aunque desde la ofensiva turca del pasado octubre, los kurdosirios han permitido a los sirios y rusos patrullar por la región para evitar que los turcos siguieran avanzando de acuerdo a un entendimiento militar.

Durante esa ofensiva, Estados Unidos retiró a sus tropas del norte de Siria, pero tras días de incertidumbre, volvieron parte de ellas al este del país y están ahora apostadas cerca de pozos petrolíferos para proteger la zona de un posible resurgir del grupo yihadista Estado Islámico, derrotado territorialmente en marzo del año pasado tras tres años de ocupación.

Además: El Papa rechaza que se pueda ordenar sacerdotes a hombres casados

La agencia SANA, que publicó imágenes mostrando los tanques con bandera estadounidense retirándose, apuntó que "cientos de personas se concentraron en el puesto de control para evitar que los vehículos de la ocupación pasaran y les forzaron a volver".

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos, ONG cuya sede se encuentra en el Reino Unido pero que cuenta con una amplia red de colaboradores en el terreno, señaló que dos vehículos de los estadounidenses fueron dañados.

Asimismo, destacó que el nivel de tensión se rebajó después de que llegara una patrulla rusa, principal aliada de Damasco.

La Prensa