Más noticias

Jóvenes italianos acuden masivamente a las manifestaciones por el cambio climático

La mayor concentración se ha vivido en Milán donde los organizadores comunicaron que se manifestaron cerca de 100,000 personas.

Estudiantes milaneses se suman a la huelga mundial contra el cambio climático y en demanda de acciones gubernamentales concretas que lo mitiguen bajo el lema 'No hay un Planeta B', este viernes, en Milán, Italia. EFE
Estudiantes milaneses se suman a la huelga mundial contra el cambio climático y en demanda de acciones gubernamentales concretas que lo mitiguen bajo el lema 'No hay un Planeta B', este viernes, en Milán, Italia. EFE

Roma, Italia.

Cientos de miles de jóvenes italianos participaron en las más de 280 manifestaciones organizadas en todo el país, incluyendo las más masivas en Roma y Milán, para pedir un cambio urgente en las políticas ambientales como parte de un campaña mundial.

La campaña lanzada por la joven activista sueca Greta Thunberg de hacer huelga este viernes y acudir a las manifestaciones ha tenido un gran seguimiento en Italia y ha sido incluso apoyada por muchos centros educativos que han animado a sus alumnos a participar, aunque sin el apoyo del ministerio de Educación.

La mayor concentración se ha vivido en Milán donde los organizadores comunicaron que se manifestaron cerca de 100,000 personas, en su mayoría jóvenes.

En Roma, por los Foros imperiales desfilaron unos 10,000 al grito de: "Retomemos nuestro futuro", "No tenéis excusas para reaccionar" o "Somos todos osos polares".
Una enorme pancarta donde se lee: "Estamos aún a tiempo" fue colgada en el puente de los Scalzi de Venecia donde se manifestaron cerca 5,000 jóvenes.

Lea: Casi 50 muertos en tiroteos "terroristas" en dos mezquitas en Nueva Zelanda

En la zona del puente de Rialto, los jóvenes se tumbaron durante algunos minutos fingiendo estar muertos mientras sonaban las sirenas de un supuesto incidente nuclear.

Mientras que otras decenas de miles de chicos y chicas han manifestado en Turín, Palermo, y Florencia para afirmar que "cambiar ruta es posible" y su deseo de "un planeta más limpio". Texto y foto de EFE.