21/09/2022
08:02 PM

Más noticias

Remodelan escuela Dr. Miguel Paz Barahona en San Marcos, Santa Bárbara

Remodelaron dos aulas de clases, incluyendo el cambio de techo y climatización para que los estudiantes puedan recibir clases en un ambiente óptimo.

SANTA BÁRBARA

Los 600 alumnos de la escuela Dr. Miguel Paz Barahona, del Municipio de San Marcos, en Santa Bárbara, ahora reciben sus clases en mejores condiciones pedagógicas, luego de la remodelación de la infraestructura del centro educativo.

Esto se logró gracias al aporte de la compañía Azucarera Chumbagua, y su fundación Funazucar junto a la alcaldía municipal de San Marcos.

El proyecto consistió en la remodelación de dos aulas de clases, incluyendo el cambio de techo y climatización para que los niños y niñas puedan recibir clases en un ambiente ideal para el mejor aprendizaje, así como el cambio de ventanales y pintura general.

Los alumnos ahora reciben sus clases en mejores condiciones

Este proyecto contó también con el aporte de la alcaldía municipal en el cambio de techo en las instalaciones de usos múltiples, completando de esta forma la remodelación de este centro que atienden a más de 600 estudiantes de los diferentes grados.

Durante el evento, el representante de Compañía Chumbagua, el Ing. Marlon Ruíz expresó que la empresa azucarera siempre dice presente en al respaldo a las necesidades de sus comunidades y más cuando se trata del apoyo a los estudiantes, quienes son el presente y futuro del país.

Por su parte, Elsa Osorto, Directora de Funazucar, detalló que los centros educativos cuentan con el respaldo total de las empresas azucareras y aliados estratégicos porque el aporte a la educación es clave para desarrollar al país.

Así luce ahora la escuela Dr. Miguel Paz Barahona de San Marcos, Santa Bárbara.

De manera específica el acalde de San Marcos, Pedro Aguilar, dio a conocer que está administración está comprometida con la transformación del sistema educativo y el apoyo a la infraestructura es parte de sus principales acciones en su plan de gobierno.

Mediante el programa Escuelas de Corazón la agroindustria azucarera hondureña, a través de Funazucar, ha atendido desde 2012, 99 centros educativos, más de 20,200 estudiantes alcanzados, ha instalado más de 26 paneles solares para llevar electricidad a las escuelas y ha donado casi 500 computadoras a los centros escolares.