03/03/2024
02:05 AM

OEA actuará sin tolerancia contra casos de corrupción en Honduras

  • 15 febrero 2016 /

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, aseguró que se actuará 'sin márgenes de tolerancia'.

San José, Costa Rica

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, aseguró este lunes en Costa Rica que la organización desea hace una contribución seria y 'sin márgenes de tolerancia' a la lucha contra la corrupcion en Honduras.

La Misión de Apoyo contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras (MACCIH), organismo creado por la OEA en setiembre pasado, corresponde a 'una dimensión nueva de la lucha contra la corrupción que tiene la OEA', dijo Almagro a la prensa tras reunirse con el presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís.

El secretario de la OEA llegó a San José este lunes para participar en el inicio de sesiones anuales de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, una entidad de la organización hemisférica que tiene su sede en San José.

'Pasamos a mecanismos de acompañamiento con lo cual apuntamos a hacer una contribución seria y profunda contra la impunidad en la corrupción', dijo el funcionario al referirse al caso hondureño.

'Y ese es el punto en que vamos a ser absolutamente inflexibles. Nuestra organización no puede permitirse dobles estándares, no puede permitirse márgenes de tolerancia con corruptelitas o con opcioncitas', apuntó.

La creación de la MACCIH fue una iniciativa que salió del propio gobierno hondureño, cuyo presidente Juan Orlando Hernández solicitó a la OEA el acompañamiento en la lucha contra la corrupción, en medio de masivas movilizaciones populares.

Las movilizaciones iniciaron en mayo de 2015 tras revelarse el robo de 330 millones de dólares del Seguro Social y luego de que el presidente Hernández admitiera que parte de ese dinero ingresó a la campaña electoral que lo llevó al poder.

Hernández se ha defendido afirmando que no tuvo conocimiento del origen de ese dinero y ha prometido que lo devolverá a la institución afectada.

Almagro manifestó que la OEA apunta a solucionar los casos emblemáticos de corrupción, pero también a 'construir institucionalidad que permita soluciones propias para el país'.

La selección e investigación de casos, la certificación y evaluación de jueces y fiscales constituye 'un buen camino' como para construir algo que en el futuro le permita aHonduras ser autosuficiente en el esfuerzo por combatir la corrupción, concluyó Almagro.