TEGUCIGALPA. Dirigentes de las organizaciones de migrantes hondureños en Estados Unidos lamentaron la decisión de la Corte Suprema de ese país de bloquear las medidas migratorias, acción que calificaron de injusta e inhumana.

La Corte Suprema de Estados Unidos, temporalmente formada por ocho jueces, ratificó por empate de votos el bloqueo impuesto por una corte inferior a las medidas migratorias anunciadas en 2014 por el presidente Barack Obama, ya que no logró formar una mayoría.

Entre las medidas se contemplaba una interrupción de las deportaciones y la extensión de los beneficios de un programa especial de regularización de la situación legal a los padres y madres de jóvenes que ya habían pasado por un proceso similar a partir de 2008.

La directora del Instituto Nacional de Migración de Honduras (INM), Carolina Menjívar, reiteró que “somos respetuosos de la ley de Estados Unidos, cada país tiene sus normas migratorias y nosotros las respetamos”.

Los activistas de organizaciones de migrantes hondureños aseguran que seguirán en la lucha.