14/07/2024
11:47 AM

'Lo agarraron de sorpresa a Álvarez, no se lo esperaba”

  • 12 septiembre 2011 /

Edmundo Orellana cree que Lobo respalda políticamente al titular del Congreso Nacional con la medida.

La sorpresiva destitución del ahora exministro de Seguridad, Óscar Álvarez, por el presidente Porfirio Lobo Sosa el sábado anterior pone en el tapete varios análisis de reconocidos políticos que creen que el cambio se hizo para allanarle el camino político al actual presidente del Congreso Nacional, Juan Orlando Hernández.

El analista político, diputado al Congreso por el Partido Liberal y excanciller de la República, Edmundo Orellana, conversó con LA PRENSA y sin rodeos expresó que con ese despido han victimizado a Álvarez y sin duda alguna éste aprovechará políticamente el momento.

“Le veo dos lados a este despido. Uno es que se trata de una represalia por las declaraciones de lanzar su candidatura y advertir que no aceptaba una candidatura única; el otro que analizo es que Álvarez había anunciado una lucha contra los policías y narcotraficantes”.

Ningún sector desconoce que el presidente del Congreso tiene aspiraciones presidenciales, aparentemente amparadas por el presidente Lobo, dijo.

Al anunciar Álvarez que no aceptaría una candidatura única, según Orellana, le costó el puesto, por lo que es necesario esperar unos días para ver cómo salen las cosas a la luz y ver cuál pesa más.

“Lo agarraron de sorpresa a Óscar Álvarez, al menos no lo esperaba tan pronto y ya había puesto la renuncia, esperando que se la aceptaran hasta final del año, cuando suelen hacerse los cambios”.

Ricardistas fuera

El excanciller aseguró que en la lista de los destituidos existen dos ligados a la candidatura presidencial del alcalde de Tegucigalpa y presidente del Partido Nacional, Ricardo Álvarez. Aunque no dio nombres, se supone que se refiere a Nasry Asfura y Oswaldo Guillén. Mencionó que otro de los despedidos está pujando por su propia candidatura (Mario Canahuati), aunque no lo ha mencionado públicamente.

“Todo indica en términos generales, desde el punto de vista de la perspectiva electoral, que lo que está haciendo el presidente Lobo es allanarle el camino político a Juan Orlando Hernández. Lo preocupante es la seguridad. En algún momento, el mandatario se sentirá marginado porque en su mayoría se van al ruedo político y esto puede distraerlo”.Sobre un Consejo de Ministros en el que Lobo Sosa les dijo a sus ministros que trabajaran en política sin tenerle miedo a nadie, Edmundo Orellana cree que el cambio repentino del mandatario es porque su supuesto sucesor no pasa del puesto cuatro en las encuestas políticas.

“Lo que pasa es que el candidato del Presidente no sube de la cuarta posición, incluso con todo el apoyo del Gobierno no sube y con la cantidad de dinero que maneja desde el Congreso Nacional ha visto que no hay manera de subir porque tiene cero popularidad. Con eso lo que hicieron fue convertir en mártir a Óscar Álvarez. Sólo era de ver ayer en las redes sociales cómo se volcó el pueblo a darle respaldo”.

Lobo Sosa manda a retirar ley de depuración policial

La Secretaría de la Presidencia, por órdenes del presidente Porfirio Lobo Sosa, mandó a retirar el jueves el proyecto de ley especial para la depuración de la Policía que el martes anterior introdujo en el Congreso Nacional el exministro de Seguridad, Óscar Álvarez.

Con lo anterior se deduce que el exfuncionario actuó unilateralmente al enviar al Legislativo un proyecto de ley que no había pasado por el visto bueno de la Presidencia de la República. Este hecho pudo haber abonado en la destitución de Álvarez, según comentarios en el Poder Legislativo.

El proyecto fue turnado a una comisión de dictamen que preside el diputado Mario Pérez. Sin embargo, el presidente Porfirio Lobo le pidió directamente al titular del CN, Juan Hernández, que lo devolviera porque no estaba de acuerdo.

“Defiende a los que no tienen capacidad”: Fernando Anduray

El precandidato a la Presidencia y director del Registro Nacional de las Personas, Fernando Anduray, reaccionó indignado al defender a sus compañeros de partido destituidos.
Condenó que el presidente Lobo prefiera a funcionarios de otros partidos que a quienes le ayudaron a llegar a la Presidencia. “Se la ha pasado defendiendo a personas que no tienen capacidad, como el director del Instituto Nacional Agrario, César Ham”, criticó Anduray.

“En el Partido no hay alegría (...). Es una forma muy incorrecta de sacar por la puerta de atrás al hombre que más votos sacó como diputado y al segundo que más obtuvo, que es Tito Asfura. Tampoco es elegante que saque a Calidonio por la puerta de atrás. Al nacionalismo no le gustan esas cosas, pero ése es el humanismo cristiano”.

“Esperamos que no se cause incertidumbre”: Santiago Ruiz

La decisión del presidente Porfirio Lobo Sosa de separar a varios de sus funcionarios el sábado tomó por sorpresa al sector privado, reconoció ayer el presidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada, Santiago Ruiz.

“No los esperaban en estos momentos, sino a fines de año o principios del siguiente”, reconoció.

Señaló: “Es una decisión del Presidente de la República, que sabrá qué equipo va a conformar. Esperamos que esto sea para bien y que no cause incertidumbre y más problemas de los que el país ya tiene”.
Ruiz reaccionó así luego de conocer el sábado los cambios que implicó, entre otros, la separación de los titulares de la Secretaría de Seguridad.

“Varios factores se conjugaron”: Raúl Pineda

El asesor político Raúl Pineda opinó que el nuevo ministro de Seguridad, Pompeyo Bonilla, “puede hacer algo bueno” si cuenta con el respaldo del presidente Porfirio Lobo, que la semana pasada dijo que se involucrará más en cuanto a la violencia extrema que aterroriza a la población.

“Con Álvarez, la criminalidad llegó a 77 muertes por cada 100,000 habitantes, superando la media de ocho que estima las Naciones Unidas en los países del primer mundo”.

Según Pineda, “varios factores” se conjugaron para la sorpresiva separación de Álvarez del cargo de ministro de Seguridad, entre ellas que admitiera públicamente la semana pasada que la Policía está infiltrada por el narcotráfico, lo que en Honduras ha sido como “un secreto a voces”.

“Cambios obedecen a disputas”: Eduardo Facussé

Eduardo Facussé, uno de los principales líderes empresariales de Honduras, dijo que los cambios en el gabinete del presidente Porfirio Lobo podrían obedecer a disputas políticas dentro del oficialista Partido Nacional.

Según Facussé, parece que los cambios anunciados por el presidente Lobo buscan favorecer la candidatura del presidente del Congreso Nacional, Juan Orlando Hernández, en detrimento del alcalde de Tegucigalpa y presidente de los nacionalistas, Ricardo Álvarez.

Indicó que espera que los cambios den la oportunidad al gobernante de reencauzar su administración y que vayan encaminados a mejorar la seguridad y generar más empleos.

La cúpula empresarial teme que el país vuelva a atravesar una crisis política.