San Pedro Sula, Honduras.

La necesidad de rehabilitación física entre la población económicamente activa es cada vez mayor, según los especialistas.

En el Centro Especializado en Medicina Física y Rehabilitación del Instituto Hondureño de Seguridad se instaló un equipo de electromiografía, que sirve para medir la respuesta de los músculos a los estímulos nerviosos, además detecta problemas en los nervios y los músculos.

“Con este aparato ahora podemos hacer múltiples estudios como neuroconducción y electromiografía que en laboratorios privados son bastante costosos”, expresó Karla Ortiz, médico fisiatra del centro de rehabilitación.

Ortiz añadió que cada uno de los fisiatras podrá realizar entre cuatro y cinco estudios semanales.

Este equipo beneficia a pacientes con lesiones con sospecha de túnel del carpo, que es uno de los problemas en las manos más frecuentes en el centro, esclerosis múltiple, hernias, polineuropatía diabética y traumas que afecten nervios y otras patologías.

Kattia Danilov, relacionadora pública del Seguro Social, expresó que los pacientes que son atendidos en el hospital de día y rehabilitación son remitidos por los médicos especialistas del hospital regional.

Atenciones

Este centro especializado registró solo en el mes de julio la atención a 1,092 personas en consulta externa, se dieron 5,136 terapias de todo tipo, más de 346 derechohabientes hicieron uso del servicio de hospital de día, además de 421 consultas con médicos fisiatras y 39 cirugías.