TEMAS DESTACADOS:
Tegucigalpa, Honduras.

Ebal Díaz, exministro de la Presidencia, envió un mensaje al nuevo Gobierno de Honduras a través de su cuenta el Twitter, ante el clima de tensión que reina en el Congreso Nacional (CN) por la elección de Jorge Cálix como presidente de la junta provisional.

El mensaje iba acompañado de una serie de selfies del exfuncionario mientras praticaba ciclismo.

“El deporte es un excelente liberador de estrés, se los recomiendo en especial al nuevo Gobierno para que hagan las paces por nuestra Honduras”, compartió Díaz.

Además lea: Líderes de Libre quieren evitar que se lleve a cabo sesión del CN, asegura Juan Ramón Flores

El político se encuentra de vacaciones luego del periodo de campaña que realizó previo a las elecciones del 28 de noviembre.

Actualmente, la Fiscalía Especial para la Transparencia y el Combate a la Corrupción Pública investigan si durante la administración de Díaz, en la Secretería de la Presidencia, siguió los procedimientos administrativos para la compra de las casas contenedores.

Los contenedores están ubicados en Lomas del Diamante en Tegucigalpa, capital del país, y debieron estar listas para los damnificados en febrero de 2021, sin embargo, no están en funcionamiento.

El día de la inspección circuló en redes sociales una fotografía donde aparecía Ebal Díaz al interior del aeropuerto Palmerola y listo para salir del país.

“El jueves 13 de enero tenía una salida programada de Honduras, algo con mucha anticipación y de tipo personal, mientras estaba en el aeropuerto supe que había una inspección del Ministerio Público en el proyecto Morazán”, aclaró.

“Me di cuenta que estoy siendo investigado; sin embargo, quiero decir que cuando fui secretario de la Presidencia nunca transferí ni un solo lempira para ese proyecto ni participé en procesos de licitación o selección de contratos de ninguna naturaleza. En lo que sí participé fue en una recuperación de tierra del Estado que estaba siendo invadida y que la estaban negociando los supuestos propietarios”, detalló.