03/12/2022
12:01 AM

Más noticias

Desde el año 2015 aplicará el 70% para primer ingreso en la Unah-vs

Universitarios piden que se establezcan patrones de evaluación correctos para los maestros.

San Pedro Sula, Honduras.

Dos años tendrán los estudiantes de reingreso de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras en el Valle de Sula (Unah-vs) con índice general menor al 60% para nivelarse a ese porcentaje de permanencia tras ser discutidas las nuevas reformas a las normas académicas esta semana en Tegucigalpa.

Según integrantes del Consejo Universitario, después de lograr la validación de los 372 artículos sigue el proceso de creación de los acuerdos de transición para los artículos que necesitan un proceso de adaptación para los estudiantes.

“Los estudiantes de primer ingreso a partir de 2015 deben someterse a las nuevas reformas a las normas académicas. Ellos comenzarán a aprobar clases con un 70% y su índice global o de permanencia será del 60%”, añadió Francisco Herrera, director de la Unah-vs.

Por su parte, los estudiantes de reingreso del centro regional universitario tendrán un tiempo de adaptación para la aprobación de clases con 70%, aclaró Herrera. “Reingreso estaría aprobando clases con un 65% inicialmente y luego con un 70%, pero eso está arreglándose por parte del Consejo Universitario todavía”.

Para los postgrados la nueva reglamentación obliga a los estudiantes a mantener un índice mínimo de 75% para la permanencia y promoción.

Después de la discusión de los artículos, Julieta Castellanos, rectora de la Unah, dijo que espera que las normas académicas reformadas sean publicadas en el diario oficial La Gaceta antes que finalice 2014.

“Creemos que todas estas normas van ayudar mucho al desempeño de los estudiantes y de la Unah. Dentro de las normas aplicables para los docentes se aprobaron la evaluación de desempeño que está previsto para el año 2015. Vamos a comenzar con aquellos docentes que tienen mayor número de alumnos reprobados”.

La rápida aprobación de los reglamentos actualizados ha generado opiniones divididas entre los universitarios, porque aunque algunos lo consideran una oportunidad para mejorar su calidad como estudiantes, otros consideran que “es un atropello” crear medidas sin su consentimiento y sin condiciones adecuadas para aprobar las asignaturas. “El problema más grande lo sufren los estudiantes que trabajan, porque apenas les da chance de aprobar con 60 o 65% por sus múltiples tareas y ahora con un 70% será más difícil que logren graduarse”, indicó Rosa Galvez, estudiante de Derecho de la Unah-vs.

Un 59% de la población estudiantil de la Unah-vs tiene un índice de aprobación de clases arriba del 70%, según datos de las autoridades académicas.

Una de las quejas más frecuentes es la potestad excesiva de los docentes para calificar en una clase y denuncian que muchas veces se aprovechan para decidir a su antojo quien aprueba y quien no.

Los frentes universitarios no han contemplado protestas, pero piden ser escuchados.