Polémica rodea obra del Trans 450 en la capital de Honduras

Alcaldía y transportistas se encuentran aún en negociaciones para definir la compra de las unidades de transporte público especial.

Actualmente, los capitalinos usan la obra como una vía peatonal.
Actualmente, los capitalinos usan la obra como una vía peatonal.

Tegucigalpa, Honduras

El inicio de operaciones del millonario proyecto del Trans 450 que se presume ayudaría a modernizar la ciudad capital en materia de transporte público y de infraestructura vial, todavía es incierto; aunque los encargados aseguran que arrancará hasta dentro de un año, lo que ha generado un mar de cuestionamientos y dudas entre la población.

Las preguntas que priman entre los capitalinos son: ¿Qué pasa con el Trans 450 y cuándo comienza a operar?, pero las respuestas no llegan.

El proyecto se encuentra paralizado y se ve como una vía de recreo que es utilizada por los ciudadanos para caminar, hacer ejercicio, practicar el ciclismo o pasear a sus mascotas el fin de semana, pero menos para la movilidad de personas o ayudar a descongestionar la ciudad.

La operación de las unidades articuladas se ha dilatado por falta de acuerdo entre transportistas que se encargarán de la operación de las unidades articuladas y el gobierno local.

Informe legislativo

El pasado jueves, una comisión multipartidaria de diputados presentó un informe de la obra en el que concluyen que el Trans 450 presenta apenas un avance del 30%, por lo que su inicio todavía es incierto.

El diputado mocionante, Rassel Tomé, dijo a LA PRENSA que el proyecto está salpicado de irregularidades y que el informe debe remitirse a la Fiscalía General de la República y al Tribunal Superior de Cuentas (TSC).

Precisó que hasta este momento se desconoce a ciencia cierta el inicio del proyecto, tampoco se conoce a cuánto ascenderá el precio del pasaje, y por último no ha habido transparencia en el manejo de los fondos aportados por el BID y el BCIE.

Acusó al aexalcalde Ricardo álvarez de haber defraudado a la ciudad al inaugurar una obra que no está terminada y cuyo inicio todavía es incierto.

“Estamos pidiendo que el informe se turne a la Fiscalía y al TSC para deducir la responsabilidad si existen actos de corrupción y mal manejo de los fondos públicos”, dijo

Se defienden responsables

Los responsables del proyecto aseguraron que el Trans 450 entrará en funcionamiento hasta mediados de 2015.
Por lo pronto, los carriles continuarán sirviendo para el tránsito de personas a falta de puentes peatonales y para marchas en días festivos.

En el tramo del bulevar Centroamérica la obra está concluida, pero no ha sido abierta al público porque se carece de las unidades articuladas para ponerlo a andar.

Esta situación ha generado el malestar de los capitalinos y de miles de conductores que viven y transitan en esa zona en vista que los congestionamientos se han agudizado desde que la obra comenzó a construirse.

Los motoristas se quejan que la vía utilizada para el Trans 450 ha reducido el espacio para circular y eso ha dado lugar a un aumento de los congestionamientos en las horas pico, de modo que pasar por la zona se ha vuelto un calvario para los ciudadanos.

El segundo tramo que pasa por el bulevar Suyapa y que lleva a la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (Unah) se encuentra inconcluso, pero las autoridades aseguran que en los próximos días se reanudarán los trabajos.

En su defensa, las autoridades locales descartaron que el Trans 450 esté paralizado y justificaron que están trabajando en la etapa de diagnóstico y diseño del tercer tramo, ya que cada uno de ellos ha sido concesionado a diferentes constructoras.

Asimismo, indicaron que afinan las demás obras que faltan en el resto de los corredores, lográndose a la fecha un avance del 60 y 70%. Se estima que el transporte comience a operar formalmente hasta junio del próximo año.

Obras siguen

“El Trans 450 va. Las obras de infraestructura que están dentro de esta fase inicial están concluidas entre un 60 y 70%. En los próximos días iniciamos el último tramo, que va desde Emisoras Unidas a la Universidad Nacional Autónoma de Honduras”, explicó Eduardo Pavón, coordinador de la Unidad Ejecutora del Trans 450.

Indicó, además, que se trabaja en la construcción de una de las terminales a inmediaciones del Estadio Nacional, uno de los retornos y el patio adonde se estacionarán los buses, esto en la cercanía de la colonia Kennedy. Estas obras corresponden al tramo 1 y el 2.

Para concluir esos tramos, en los próximos días se licitará la construcción de los puentes peatonales. “Son siete plataformas peatonales que van a entrar a licitación en los próximos días”, dijo.

También anunció que se están preparando para la digitalización y monitoreo del recaudo, es decir, la empresa que tendrá la responsabilidad de controlar todo lo relacionado con el cobro de pasajes.

“Vamos a tener ya definido en poco tiempo, las tarifas que van a conformar los viajes, asimismo, los horarios, la seguridad dentro de las unidades, el tema de los tiempos de traslado de un tramo a otro, entre otros puntos”, manifestó.

Pavón expuso que entre dos o tres meses habrá una campaña en la que se le va a indicar a toda la ciudadanía de Tegucigalpa y Comayagüela la forma de cómo se debe utilizar el servicio del Trans 450.

El sistema de bus de tránsito rápido (BTR), de llegar hacerse una realidad, contará con una infraestructura especial para la movilización rápida y segura de las unidades de transporte público masivo.

En un inicio estará conformado por tres tramos, en cada uno de estos se trabaja en la construcción de dos carriles segregados con una longitud de más de nueve kilómetros y de 3.50 metros de ancho en los dos primeros corredores que están casi listos.

Negociaciones

Otra parte fundamental de este proyecto es la operatividad. Esta parte será manejada por la empresa Inversiones Múltiples y de Transporte S.A. de C.V. (Invermut), creada el pasado 13 de diciembre como responsable del transporte.

En este momento los responsables de la obra y los transportistas continúan en las negociaciones. “Estamos revisando 107 cláusulas del contrato y definiendo el coste por kilómetro y la forma cómo vamos a trabajar como alcaldía a través de la unidad gestora del proyecto”, dijo Pavón.

Alfredo Reyes, presidente de Invermut, expuso a LA PRENSA que las negociaciones han avanzado en un 80%, algo que no sucedía con la pasada administración de la alcaldía.

“Antes de la última revisión que hicieron ellos teníamos de repente un 90% ya revisado y consensuado y con el último documento que nos mandaron hay algunas cláusulas nuevas y algunas que no fueron tomadas en cuenta, podría ser que falte un 20% por discutir y analizar”, explicó.

Es importante aclarar que Invermut será regulada por la unidad ejecutora, que tendrá la potestad de sancionar o penalizar, ya sea por incumplimiento de horarios del transporte, entre otras faltas que puedan cometer.

Reyes explicó que las unidades de transporte aún no se pueden traer al país, porque primero tienen que firmar el contrato para asegurar que serán ellos quienes operen el servicio y posteriormente solicitarán el financiamiento.

Dijo que los fondos que necesitarán oscilan entre 16 millones a 17 millones de dólares, ya que cada unidad articulada (doble vagón) tiene un costo final entre 460 mil y 470 mil dólares, y para empezar a operar necesitarán al menos unas 16 unidades articuladas para las diferentes rutas.

Próximo martes vence censo del transporte público

El pasado 24 de abril fue anunciado el censo de las unidades de transporte, el cual vence el próximo 20 de mayo.

Geovany Dubón, titular de la Dirección General de Transporte (DGT), hizo un llamado a todos los transportistas para que acudan al Campo de Parada Marte, adonde se está llevando a cabo el registro. Según el funcionario, hay poca presencia y hasta la semana pasada solo había un registro de 1,160 unidades, entre buses y taxis.

“Seguimos haciendo un llamado público para que lleguen al censo, ya que es beneficioso para los dueños de las unidades, el conductor y la población”, manifestó Dubón. De acuerdo con datos de la Dirección General de Transporte, en la capital operaban en 2013 unos 1,247 buses que conforman la flota de transporte público, sin incluir los taxis.

De ese total, el Gobierno subsidia 837 unidades en vista que cada año se ha ido reduciendo el número de buses que gozan del subsidio, ya que han pasado a servicio ejecutivo donde la tarifa es más alta.

Durante el año anterior, el Gobierno pagó al servicio de transporte urbano un promedio de ocho a 10 millones de lempiras en subsidios.

En la actualidad solo se subsdidia al transporte urbano de la capital del país.

Las claves

Negociación Las negociaciones entre transportistas y la alcaldía han sido unos de los principales obstáculos para el avance del proyecto; aunque los representantes aseguran haber avanzado en un 90%.

Fondos tro obstáculo ha sido el financiamiento para el tramo inconcluso que está frente a Emisoras Unidas y que lleva a la Unah. Sin embargo, los fondos que se necesitaban ya fueron aprobados por el Congreso y se encuentran disponibles.

Plazo Los transportistas estiman que el proceso para comprar los buses tardaría entre 12 y 14 meses, empezando después de la firma del acuerdo, tiempo que saldría de acuerdo con la proyección de inicio de operaciones del Trans 450.

Oposición En un principio los transportistas locales se opusieron al proyecto e incluso acudieron a la Corte Suprema de Justicia para detenerlo, pero ahora se han visto obligados a integrarse al mismo y pedir su participación.

La Prensa