San Pedro Sula, Honduras.

La parte frontal exterior de lo que será la Plaza de la Cultura da esperanzas de que en poco tiempo dicho complejo del arte y la cultura en San Pedro Sula será una realidad.

Desde esta semana se observa a varios soldadores instalar los portones de acceso al lugar que permitirán el cuidado de la plaza.

De las cinco entradas frontales que tiene el edificio, cuatro ya contaban con las puertas de metal ayer. Cubren la mitad de todo el espacio de cada acceso.

Los trabajos en el área verde continúan y el verdor en el lugar poco a poco se va recuperando. Se espera que antes de concluir los trabajos en la fachada se renueve el convenio entre la Municipalidad y el Club Rotario para que este último pueda desarrollar los trabajos correspondientes en el interior, sobre todo en la biblioteca.