Fiscales de Estados Unidos piden cadena perpetua para Fredy Nájera

También quieren que se le imponga una multa máxima legal de 10 millones de dólares.

El exdiputado liberal Fredy Nájera fue acusado de narcotráfico y uso de armas de guerra.
El exdiputado liberal Fredy Nájera fue acusado de narcotráfico y uso de armas de guerra.

TEGUCIGALPA.

Los fiscales de Estados Unidos quieren que el hondureño Fredy Renán Nájera pase el resto de su vida en una cárcel.

El Gobierno de Estados Unidos, en documentos oficiales presentados ante la Corte Federal del Distrito Sur de Nueva York, solicita que se le imponga al diputado una condena mínima de cadena perpetua y una millonaria multa.

“El Gobierno alega respetuosamente que la Corte debería sentenciar al acusado (Fredy Nájera) a cadena perpetua, exigir el decomiso por un monto de 39 millones de dólares, y ordenar al acusado que pague la multa máxima legal de 10 millones de dólares”, señala la moción presentada ante la Corte por los fiscales Emil J. Bove III y Matthew Laroche.

El documento indica que una sentencia de por vida no resultaría en disparidades injustificadas porque hay pocos acusados ​​en situación similar, si es que hay alguno.

Sépalo
El excongresista liberal se entregó voluntariamente a la justicia de Estados Unidos en 2018 y espera ser sentenciado en marzo.

El congresista del Partido Liberal participó en el envío de más de 20,000 kilogramos de cocaína a Estados Unidos y actuó con impunidad para enriquecerse y liderar una organización violenta de narcotráfico.

“Desde que llegó a Estados Unidos, el acusado no ha hecho nada para mitigar su culpabilidad y, en cambio, se ha involucrado en malas práctica destinadas a retrasar su caso y obstruir la justicia”, cuestionaron los fiscales.

Nájera durante más de una década trabajó de cerca con los carteles de Sinaloa, los Cachiros y otros narcos como Sergio Neftalí Mejía, sentenciados en Estados Unidos.

Él se vio implicado en millonarios pagos de sobornos a diputados y policías, que ahora son investigados por EEUU.

La Prensa