Madre de colegiala violada en La Ceiba por tres jóvenes exige justicia

La menor llegó al complejo hotelero a pasar vacaciones de Semana Santa junto a su familia.

Flor Sosa, jueza de los tribunales ceibeños.
Flor Sosa, jueza de los tribunales ceibeños.

La Ceiba, Honduras

La jueza de los tribunales ceibeños, Flor Sosa, madre de la jovencita de 16 años violada supuestamente por tres supuestos amigos el pasado sábado en una villa de un complejo turístico, exigió a las autoridades que el delito no quede en la impunidad.

"Hasta ahora no hay requerimientos ni nadie capturado, pedimos que este caso no quede impune. Vamos a llegar hasta las últimas instancias para que este no sea un caso más de impunidad. Hay preocupación e incertidumbre porque puede haber el tráfico de influencias y la injerencia de los padres de los jóvenes sospechosos por eso hay preocupación", aseguró Sosa.

La menor llegó al complejo hotelero a pasar vacaciones de Semana Santa junto a su familia.

Según la madre, quien ya interpuso la denuncia en la Fiscalía, la jovencita se separó de la familia por unas horas y al ver que llegó la hora del almuerzo y no regresaba a la cabaña procedieron a buscarla hasta que la encontraron en una habitación de otra villa. "La llamabamos y el teléfono estaba apagado y la vimos que estaba en un estado deplorable, sangrando y con el traje de baño dado vuelta.

La revisé y ella me decía "escuchame te voy a contar lo que pasó". Con ayuda la movilicé a mi carro y es desde ahi que comenzó mi lucha", agregó Sosa. La niña fue llevada a un centro asistencial para ser evaluada.

Se confirmó a través del vocero del Ministerio Publico, Selvin Fernández, que a la agraviada se le han practicado varios exámenes para confirmar si fue violada.

Las autoridades informaron además que se han tomado declaraciones a testigos y sospechosos con el propósito de dar con los responsables.

La Prensa