13/08/2022
08:46 AM

Más noticias

Frida Sofía demandará a personal de restaurante por supuesta agresión

La hija de Alejandra Guzmán fue detenida por la policía de Miami el pasado fin de semana

Miami, Florida.

Tras salir de la prisión Turner Guilford Knight Correctional, donde fue detenida por la policía de Miami bajo los cargos de alteración al orden público y resistirse al arresto sin violencia, Frida Sofía afirmó que preparará acciones legales por la violencia que sufrió.

La hija de Alejandra Guzmán mostró moretones en sus brazos y acusó de maltrato a los guardias del restaurante Joia Beach, donde se registró el incidente la noche del domingo.

”Los quiero demandar. También me agarraron mi teléfono, porque cuando me estaba atacando... porque eran los de seguridad. Cuando me empezaron a atacar y a agarrar, todo el vestido lo traía hasta acá, se me veía todo y se burlaban de mí. Horrible, horrible, horrible”.

LEA: Arrestan en Miami a Frida Sofía por alterar el orden público

“Se robaron mi teléfono, porque los estaba filmando de lo que me habían hecho. Mañana sí pienso ir y levantar cargos porque no se vale lo que me hicieron”, afirmó la joven a los medios presentes a su salida.

Su multa fue de mil 500 dólares, de acuerdo a su expediente de detención.

De acuerdo con la también cantante, su detención se debió a que la acusaron de robar una botella de agua.

“La verdad, fue simple. A la manager de Joia no le caí bien. Me quisieron sacar y me sacaron, pero muy feo. Esto (los moretones) no me lo hizo la policía, sino los de seguridad en Joia, y dijeron que era porque me había robado un agua”, afirmó.

El informe policial incluye la declaración de un guardia de seguridad, quien dijo que la gerente del local le pidió retirarse, pero Frida Sofía se negó.

“La acusada comenzó a gritar y gritar y dijo: ‘No pueden obligarme a ir’. La acusada perturbó el funcionamiento normal del restaurante”, dijo el guardia.

Añadió que la hija del empresario Pablo Moctezuma trató de empujarlo, por lo que tuvieron que esposarla.

Frida Sofía resaltó la falta de su familia, con quienes ha estado distante los últimos años, tras pleitos mediáticos como los que surgieron cuando el año pasado acusó a su abuelo Enrique Guzmán de agredirla sexualmente cuando era una niña.

“Nadie de mi familia está aquí. Para que vean, literal yo no tenía adónde irme hoy. Me dieron un bus pass y yo me las arreglo. Para que vean que la fama y el glamour no es 24/7 en mi vida y no es como la pintan”, concluyó la joven.