Ciudad de México.

Eva Mange Márquez, abuela de Thalía, falleció anoche a los 104 años, según lo anunció la cantante a través de un comunicado.

”Comunicamos oficialmente la sensible despedida de nuestra amada abuela, hoy, 24 de junio de 2022. Agradecemos su comprensión en este difícil momento: Hasta siempre, amada abuela, gracias por todo, gracias por tanto”, publicó en sus redes sociales.

Su hermana Laura Zapata también confirmó la noticia desde su cuenta de Twitter.

”Ya voló mi amada abuela, Eva. Buen viaje de regreso a la casa del Señor, te amo y celebro tu nueva vida”, escribió.

Desde meses atrás, Mange ya había presentado problemas de salud, y fue un cuadro de anemia lo que incluso la llevó a ser hospitalizada a mediados de mayo.

Su delicado estado de salud había sido motivo de preocupación constante para la familia luego de que Zapata y la misma Thalía denunciaran una presunta negligencia del asilo Le Grand Senior Living, al cual la habían ingresado para su cuidado.

La actriz, de 65 años, y la cantante, de 50, evidenciaron en redes sociales las deplorables condiciones en que tenían a su abuela, destacando la falta de atención y la ética del personal, que la mantenía gran parte del tiempo acostada en la cama, provocándole úlceras en el cuerpo.

También detallaron las terribles condiciones de sus instalaciones, con presuntos olores fétidos por todo el ambiente, y un servicio que ofrecía comida echada a perder y medicamentos caducados, razones por las que Zapata procedió legalmente.

Al sacarla del “asilo del terror”, como dijo, fue llevada a un hospital privado, donde hicieron un examen general de su estado de salud, en el que le detectaron un derrame pleural en ambos pulmones, de lo cual logró recuperarse, para después irse a vivir con la actriz.

Doña Eva era uno de los principales pilares que mantenían unida a la familia.

Su cumpleaños fue siempre pretexto para reencontrarse en armonía, incluso Zapata y la intérprete de “Amor a la Mexicana” habían logrado limar asperezas y mantener una relación sana, unidas por el cariño que compartían por su abuela.