Más noticias

Muerte y traición, Laura Bozzo recuerda las tragedias que ha vivido en los últimos años

La presentadora peruana recordó el momento que tuvo que revivida tras una cirugía fallida en medio de la dolorosa separación de su ya expareja Cristian Zuárez.

Ciudad de México, México.

La polémica Luara Bozzo calificó estos últimos tres años como "los peores de su vida".

En entrevista con Infobae la presentadora peruana recordó una cadena de infortunios que hasta ahora ha logrado superar victoriosamente.

La conductora de "Laura en América" tuvo que ver como su programa en Televisa era cancelado, sobrellevar una operación que salió mal, la que le dejó el intestino perforado y meses de recuperación con un hueco en el estómago, además de la infidelidad de su pareja de 16 años, el argentino Cristian Zuárez.

“Estos tres últimos años de mi vida fueron los peores. Los tres años de arresto domiciliario fueron un paraíso comparados con estos tres años. Me hice una operación para sacarme el útero y los ovarios para evitar el cáncer y cortaron el intestino, vino un shock séptico, estuve muerta 20 minutos. Me quedé ocho meses con un hueco en la barriga”, dijo la peruana al medio argentino.

En 2017 Bozzo ya había compartido este traspié en su salud debido a una mala praxis en una clínica en Perú.

MIRA: Ozzy Osbourne estuvo en coma "por días", reveló Sharon Osbourne

- Traición sobre traición-

La estrella contó que se enteró de la infidelidad de Zuárez gracias a los medios. Bozzo comentó que un periodista la llamó desde para avisarle que habían captado a su pareja con otra mujer.

La otra resultó ser una argentina radicada en Miami, con quien, según Bozzo, Cristian vive actualmente.

"Agarré el cuchillo de la cocina y le dije 'te largas de mi casa en este instante. Obviamente que no lo iba ni a acuchillar. Él me decía '¡Pero cómo vas a creer en esas cosas! ¡Eso es mentira!' ", recordó Bozzo sobre aquel trago amargo.

"Metí algunas cosas a la maleta y me largué a Acapulco a la casa de Jaime Camil. Cristian hizo sus maletas y se fue a Argentina. Hablamos en algunas oportunidades, él me pedía que me olvidara. Pero al final yo tomé una decisión y dije no.", agregó la peruana.

Para sumar a las traiciones Laura sufrió otro golpe a su confianza cuando uno de sus asistentes le robó unos dos millones de dólares en Perú.

"Todo lo que había ganado lo perdí porque el señor Fabián Ruales se había robado todo. A Julio Marrero lo contrato como abogado en Miami para que me defienda, le adelanto dinero, cómplice de la familia Ruales y se queda con todo lo mío", contó.

Para la presentadora la traición de Fabián Ruales fue la segunda más dolorosa en su vida, ya que lo consideraba un hermano. "Está muerto, no tengo nada más que hablar, pero esa es otra de las peores traiciones que yo he tenido en mi vida".

TAMBIÉN: Fotos del príncipe William con otra mujer causan polémica

- Aún sin regreso a la TV-

Famosa por su popular show "Laura en América", Bozzo todavía no sabe cuando volverá a retomar la producción del mismo desde que fue sacado del aire por Televisa en 2015.

"Si me preguntas exactamente por qué no estoy al aire te digo que no lo sé. Yo tengo la mejor relación con Televisa. Emilio Azcárraga es como mi familia. Así como Telemundo fue mi familia. A todos los ejecutivos los adoro.", dijo la estrella.

Bozzo mencionó que parte del declive de su show fueron las fricciones que tuvo con el equipo que la apoya en el espectáculo, esto debido a que ella comenzó a descubrir que algunos de los casos que ellos le llevaban eran falsos; "Para mí es intolerable que me mientan, decirle al público que un caso es real cuando no lo es. Ahí empezaron las fricciones que jamás tuve en Perú. En el programa de Perú había exageraciones, gritos o hasta peleas, pero nunca casos falsos. Aquí hubo miles de casos reales pero se escaparon en algún momento algunos que no eran reales.", dijo en la entrevista.

ADEMÁS: El príncipe Harry y Oprah Winfrey crean una serie sobre salud mental

“Preferiría mil veces estar arrestada y grabando programas que estar así. Mi vida es la televisión (...) Lo único que tengo es mi programa. Es mi marido, es mi hijo. Soy una ninfómana de mi programa. Es lo que me da placer, alegría, lo que me da vida. Mi programa es todo para mí”, agregó la polémica presentadora.

Pese a todo Laura no pierde la fe de volver a la televisión. “Me quedan muchos años en televisión. Yo me voy a morir haciendo televisión", aseveró.