Tegucigalpa, Honduras.

La caficultura hondureña cerró la cosecha 2020/2021 con un considerable incremento respecto a la temporada 2019/2020.

Dos de los indicadores más importantes, el volumen exportado y el valor exportado, reportaron cifras halagadoras. Un ejemplo de lo anterior son las divisas generadas al aumentar de 897.3 a 1,165.9 millones de dólares, según el Instituto Hondureño del Café (Ihcafé).

El incremento es de 268.6 millones de dólares y 29.9 puntos. Lo anterior se explica por un mayor volumen exportado y una mejoría del precio internacional. El volumen exportado creció de 7.2 a 7.7 millones de quintales de 46 kilogramos, o sea 500,000 sacos más. Respecto al precio promedio internacional observó una mejoría al pasar de 124.93 a 152.08 dólares por quintal. Para la cosecha 2021/2022 se pronostican más de siete millones de sacos exportados y $1,200 millones en divisas.