París, Francia.

El Colectivo Ultras París, una de las principales hinchadas organizadas del PSG, demandó este sábado la marcha de la actual dirección del club, encabezada por el catarí Nasser Al-Khelaifi, por la necesidad de “personas que sirvan al club Y no se aprovechen de él”.

Esta exigencia se produce después de la nueva “desilusión” sufrida el miércoles en octavos de final de Liga de Campeones contra el Real Madrid.

“Dirección dimisión”, escribió el Colectivo Ultras París (CUP) a raíz de esta nueva eliminación precoz en la competición reina del fútbol europeo, apelando en Twitter a los aficionados a unirse a ellos para “mostrar nuestro descontento”, “sin violencia”, durante el partido de Ligue 1 contra el Burdeos.

“Sabemos lo que nuestro regreso (entre los grandes) debe al presidente Nasser Al-Khelaifi, no hay nada personal pero es un hecho que no es el hombre de la situación. La situación del club necesita en adelante una reorganización completa a todos los niveles, y la presencia diaria del presidente”, indica en un comunicado el CUP, que reúne a diferentes grupos ultras del PSG.

El CUP critica además la ausencia de un proyecto de juego en el club y la política del director deportivo Leonardo, con un “montón de estrellas poco o nada complementarias”, aludiendo al pasado ‘mercato’ de verano (boreal), en el que el PSG fichó a Lionel Messi, Gianluigi Donnarumma, Sergio Ramos y Georginio Wijnaldum.

Los jugadores tampoco escapan a las críticas de ese grupo de aficionados, que denuncia que juegan las competiciones nacionales “con desgana”, así como su falta de cercanía con los aficionados.

Son unos jugadores que juegan a “un ritmo de senador” en los torneos nacionales y que “se les ve con más frecuencia en la Semana de la Moda que con los representantes de sus propios hinchas”, denuncian.

“¿Cómo se puede tener un verdadero proyecto de juego cuando tu efectivo no es más que un cúmulo de estrellas más o menos complementarias?”, se cuestionan.

Nasser Al-Khelaifi es el presidente del PSG y los ultras del equipo han exigido que no siga en el club.

También habló de rol del entrenador, el argentino Mauricio Pochettino: “¿cómo el entrenador puede ser el jefe respetado del vestuario cuando claramente él no adopta las decisiones?”.

No es nada personal, pero ha quedado claro que él (Al-Khelaifi) no es el hombre adecuado para la situación. Se necesita una reorganización completa, a todos lo niveles”, cerraron.

El conjunto parisino lidera la tabla en la Ligue 1 con 62 puntos, 13 más que el segundo, el Niza.