París, Francia.

La selección francesa de fútbol, vigente campeona del mundo, logró su primera victoria en la Liga de Naciones al vencer 2-0 a Austria este jueves en París y aleja por el momento el descenso a la segunda categoría de este torneo continental.

En un ambiente enturbiado por asuntos extradeportivos -chantaje a Paul Pogba y supuestos casos de acoso en la Federación Francesa-, Didier Deschamps logró que sus futbolistas se abstrajesen y se centrasen en lo que saber hacer: jugar al fútbol.

Con esta victoria ante su público, los galos se colocan terceros en su grupo, evitan el descenso inmediato de categoría en la Liga de Naciones y suman tres puntos que insuflan ánimo antes del encuentro del domingo frente a Croacia.

Kylian Mbappé (56) y Olivier Giroud (65) fueron los autores de los goles que permiten a los ‘Bleus’ abandonar la última plaza del grupo 1 y depender de sí mismos para mantener la categoría.

Kylian Mbappé celebrando su gol que abrió el marcador en la victoria de Francia ante Austria.

Con 5 puntos, Francia aventaja en uno a Austria y le bastará con hacer en Dinamarca en la última jornada el mismo resultado que los austriacos en casa frente a Croacia para mantenerse en la Liga A.

En el otro partido del grupo, entre dos equipos que se juegan la clasificación para la fase final, Croacia se impuso por 2-1 y pasa a liderar el grupo antes de la disputa de la última jornada el domingo.

La nota negativa para los franceses fueron las lesiones de Jules Koundé y Mike Maignan, que tuvieron que retirarse antes de acabar el encuentro y se unen a la larga lista de lesionados que tiene Didier Deschamps a menos de dos meses para el inicio del Mundial de Catar (20 de noviembre).