San José, Costa Rica.

El Torneo Clausura del fútbol de Costa Rica ya no se comenzará este martes como se tenía previsto debido al contagio de futbolistas con la covid-19.

Julián Solano, el presidente de la Unión Nacional de Fútbol (Unafut), organizadora de la liga de primera división, dijo en conferencia de prensa que hubo un intento de suspender por completo las dos primeras jornadas, pero que no se consiguió el apoyo unánime de los clubes.

Por esta razón, la Unafut aplicará el reglamento y suspenderá los partidos a petición de los clubes que reporten más de 7 jugadores contagiados.

Así las cosas, han quedado suspendidos los partidos entre Guanacasteca y Sarprissa; Sporting contra Alajuelense, y Jicaral contra Herediano, que se iban a disputar este martes.

Para el miércoles sí están programados los compromisos entre San Carlos y Santos; Pérez Zeledón ante Grecia y Guadalupe contra Cartaginés.

Sin embargo, existe la posibilidad de más partidos suspendidos, ya que los clubes que jugarán el miércoles conocerán el martes los resultados de las pruebas efectuadas a sus jugadores para determinar si hay contagios.

También han sido suspendidos ya algunos partidos de la segunda jornada prevista para el fin de semana.

Pandemia

Costa Rica está atravesando la cuarta ola de contagios de la covid-19 impulsada por la variante ómicron que fue detectada en el país a mediados de diciembre.

El país está experimentando un crecimiento exponencial de casos en las últimas semanas. En los primeros 10 días de enero se contabilizan 19.197 casos nuevos, lo que supera a todo noviembre y diciembre pasados juntos, cuando la suma fue de 12.200.

El Gobierno ordenó este lunes que entre el 11 y el 23 de enero los partidos de fútbol se jueguen sin público y suspendió otros eventos masivos.