¡Sorpresa! Bryan Ruiz jugará en el Alajuelense y Alex López pierde el dorsal 10

El experimentado jugador tico usará el dorsal que por varias temporada usó Alex López en el club manudo.

Bryan Ruiz es de los mejores jugadores costarricenses de los últimos años.
Bryan Ruiz es de los mejores jugadores costarricenses de los últimos años.

San José, Costa Rica

El centrocampista costarricense Bryan Ruiz, de 34 años, regresa a su país para jugar con la Liga Deportiva Alajuelense tras una carrera de 14 años en el exterior, y con el objetivo de retomar su nivel y asistir al Mundial de Catar 2022.

La llegada del experimentado jugador ha provocado que le quite el dorsal 10 que ha utilizado desde en un principio el volante hondureño Alex López, por lo que dicha acción ha generado diversos comentarios en las redes sociales.

Sin embargo, Bryan Ruiz señaló que habló personalmente con el jugador catracho por lo que el exfutbolista del Olimpia no tuvo problemas en ceder el número.

"Voy a usar el número 10. Agustín habló con Alex López y él muy gentilmente me lo va a ceder", informó Ruiz.

Y añadió: "No lo conozco personalmente, pero me parece que Alex es un jugador espectacular. Lo que he visto y me han comentado. Sé que nos va a ayudar mucho. Estoy muy contento que se quede. Se ha esforzado y lo merece, que sepa que tiene todo mi apoyo y mi confianza, aún sin conocerlo".'

Gerente del Alajuelense

El gerente deportivo del Alajuelense, Agustín Lleida, señaló que Alex López lo tomó con tranquilidad el hecho de cederle su número a Bryan Ruiz.

"He hablado con él, le he dicho tú decides, Bryan ha dicho que lo que tú digas, si lo quieres mantener, y él no me ha dejado terminar y me dijo que viene Bryan. Quiero que la tenga Bryan. Se ha puesto muy contento que venga Bryan".

Ruiz jugó los últimos 14 años fuera de Costa Rica en el Gent belga, el Twente holandés, el Fulham inglés, el PSV holandés, el Sporting portugués y el Santos brasileño.

El zurdo es considerado uno de los mejores jugadores en la historia reciente de Costa Rica, pero los últimos dos años tuvo serios problemas con la directiva y cuerpo técnico del Santos y no ha jugado un partido oficial de club en año y medio.

Su inactividad también le costó no ser convocado a la selección en los últimos partidos que se jugaron antes de la pandemia.

La Prensa