21/09/2022
12:57 AM

Más noticias

Policía: Estructuras criminales buscan desestabilizar el país

Director de la Policía dijo que la masacre tiene su origen en la intención de crear caos. Presidenta Castro lo atribuye a escuadrones de la muerte.

Tegucigalpa

Tras el brutal ataque armado que provocó la muerte de cuatro jóvenes, la presidenta Xiomara Castro de Zelaya se solidarizó con las familias doliente y aseveró que detrás del abominable crimen están los escuadrones de la muerte.

Salomón Vásquez; Luis Zelaya, sobrino de Romeo Vásquez; Saíd Lobo, hijo del expresidente Porfirio Lobo Sosa, y Norlan Rivera fueron las víctimas.

Reacciones de la sociedad hondureña

Para Hugo Maldonado, presidente del Codeh, “como organismo de derechos humanos deben investigarse los hechos. Para el Codeh tampoco creemos que sacar todos los batallones al entorno social es conveniente. La violencia nunca se va a combatir con violencia”.

Mediante sus redes sociales, la presidenta Xiomara Castro se pronunció sobre el múltiple crimen que se registró en la madrugada de ayer en Tegucigalpa. “Condeno escuadrones de la muerte que operan hace años con impunidad en Honduras”, posteó en su Twitter.

“¡Solidaridad con las familias afectadas de la violencia! Como ONU en Honduras compartimos el dolor. Cada vida perdida en esta manera es una pérdida por el país y su desarrollo”, escribió Alice Shackelford, representante de la ONU, en redes sociales.

“Solidaria con el expresidente Porfirio Lobo, ‘Rosita’ y familiares de jóvenes asesinados vilmente. Condeno escuadrones de la muerte que operan hace años con impunidad en Honduras. No descansaremos hasta desmontarlos Secretaría de Seguridad y Policía Nacional”, declaró la mandataria a través de sus redes sociales.

Ayer en horas de la tarde, la presidenta Castro; su esposo, el expresidente Manuel Zelaya, y su hijo Héctor Zelaya llegaron a la funeraria donde era velado el hijo de Lobo Sosa.

Desde el Estado, según sus autoridades, están comprometidos en llegar hasta las últimas consecuencias a fin de dar con los responsables materiales e intelectuales del atroz asesinato.

El director de la Policía Nacional, Gustavo Sánchez, aseveró que la masacre tiene su origen en grupos delictivos interesados en generar el caos en el país.

“Hay intención de colaboradores de estructuras criminales que quieren crear caos, grupos que quieren desestabilizar la actual administración”, señaló el jerarca policial.

Esa teoría fue compartida por la viceministra de Seguridad, Julissa Villanueva, que en conferencia de prensa comentó que “es evidente lo hecho por grupos delictivos y detectamos que hemos heredado un problema al ser un narcoestado, ante estas estructuras criminales estamos luchando de frente”.

La funcionaria solicitó al Ministerio Público que le dé un proceso transparente a la investigación.

“Espero que la Fiscalía no turne el caso a otras agencias como la Atic porque van a obstaculizar el caso”, añadió.

Solidaridad

Los familiares de la víctimas recibieron mensajes de solidaridad y acompañamiento desde los entes del Estado y partidos políticos.“Al expresidente Porfirio Lobo y a ‘Rosita’ mis condolencias por el asesinato de su hijo.

Igual que familiares de las otros víctimas. QEPD”, escribió Manuel Zelaya Rosales, expresidente y actual asesor presidencial.El designado presidencial Salvador Nasralla exigió que el crimen no quede impune.

“Sentido pésame a los cuatro jóvenes asesinados en Tegucigalpa, por ese y otros hechos impunes exigimos investigación”, deploró.

En tanto, el Partido Nacional de Honduras emitió un acuerdo de duelo por el crimen.

“El Partido Nacional de Honduras lamenta la pérdida irreparable del joven Saíd Omar Lobo Bonilla, hijo del expresidente Porfirio Lobo Sosa y la ex primera dama Rosa Elena de Lobo”, señala el acuerdo.